El Universal
La autoestima depende en gran medida de la imagen que tienes de ti misma y que reflejas
En este caso, hay que considerar tres características, afirma la experta en diseño de imagen Laura Cardona:

EL LARGO: "Si quiero proyectar fuerza, una manera de hacerlo es llevar los hombros y el cuello despejados porque eso te proporciona altura".

UN PEINADO IMPECABLE: "El glamour se consigue con un cabello que se vea arreglado con poco trabajo, sin que se levanten algunos pelos, como ocurre cuando se degrafila, por ejemplo. Pero quienes se dedican al arte y a profesiones creativas pueden lucir cortes menos ordenados y más casuales".

EL COLOR: "Éste se define, en primer lugar, por el tono de la piel y de los ojos; en segundo, por la profesión de la clienta. Si ella tiene un cargo de responsabilidad y requiere proyectar seguridad y fuerza, debe elegir un tono que requiera de pocos cuidados y fácil de mantener; si quiere un diseño con contraste de color, éste debe ser muy discreto. "Pero si la persona se dedica a otras actividades, puede usar tonalidades atrevidas".

Cejas de impacto

Las cejas, además de ser el marco de los ojos, son uno de los rasgos más importantes que poseemos para comunicarnos.

"Siempre se debe marcar un arco en la ceja, su intensidad dependerá de qué tanta autoridad queremos proyectar".

Tipos de cejas

Las redondas hablan de sumisión, timidez y abnegación.

Las muy pobladas, que se juntan en el entrecejo, hacen que la persona sea vea enojada y que no está abierta a la comunicación; además, ensanchan la nariz.

"Si hay mucha distancia entre ellas, restan carácter a la persona y hacen ver desproporcionados la nariz y los pómulos", explica Laura Cardona, quien tiene 18 años más de 10 en el diseño de imagen.

Labios perfectos

El cambio de imagen también implica un maquillaje correcto, en el cual los labios juegan un papel muy importante.

Los labios deben estar delineados muy suavemente y luego, con el color difuminado.

Si se les perfila con un tono que contrasta con la barra labial o se les cubre con un color muy intenso, dan una imagen muy agresiva, advierte Laura Cardona, quien da cursos de diseño de imagen en su clínica en el Distrito Federal.