Édgar González
Saltillo.-Ante la ola de extorsiones vía telefónica, empresarios de la región Sureste de Coahuila emprendieron un programa de capacitación a sus empleados para que no den información personal sobre directivos y dueños a desconocidos.
Isidro López Villarreal, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) explicó que el programa se aplica en todas las empresas a raíz de que aumentó el número de llamadas tratando de extorsionar a los empresarios locales.

Aunque a la fecha no se ha realizado ningún secuestro, que es la principal amenaza que hacen los extorsionados, algunos empresarios sí han depositado fuertes sumas de dinero al caer en el engaño.

Recientemente los empresarios pidieron el apoyo de la Procuraduría de Justicia en el Estado para detener la ola de llamadas con intentos de extorsión.

López Villarreal reconoció que sí han disminuido, sin embargo persisten y ahora incluso llaman a las empresas para tratar de obtener información personal sobre directivos o propietarios.

"Sigue existiendo lo de las llamadas con amenazas, pero se ha ido controlando. Se tiene mucha relación con las diferentes corporaciones y nos han dado teléfonos con los que sabemos que son llamadas falsas", dijo López Villarreal.

Explicó que se están dando cursos sobre cómo -principalmente recepcionistas y secretarias- deben contestar en la empresa, lo que pueden decir y lo que no deben decir.

"De repente de hablan y dicen que están hablando del banco o de una empresa, o bien que su patrón o su jefe se ganó un premio, todo para sacar información", señaló.

El manual de capacitación está disponible en la página de internet de Canacintra para que todas las empresas puedan tener acceso y que su gente de recursos humanos haga la capacitación.