Tomada de Twitter
Con una serie de mensajes en Twitter, el receptor de la NFL sugirió el fin de su carrera

El ex receptor de la NFL, Antonio Brown, dio a entender este lunes que se retira del futbol americano profesional mediante una serie de publicaciones en su cuenta de Twitter.

"Es tiempo de marcharme. He hecho todo en este juego", escribió Brown, en una primera publicación.

"En este punto, el riesgo es mayor que la recompensa. Gracias a todos los que han sido parte de este viaje, y sinceramente les doy las gracias! La vida sigue 84!", expresó en un segundo tweet.

"Llegué, vi y vencí. Misión completa. Llama a Dios", escribió finalmente Brown en su cuenta de redes sociales.

Brown tuvo una tumultuosa temporada del 2019, luego de forzar su salida de los Steelers, equipo que lo reclutó en la sexta ronda del Draft 2010, procedente de Central Michigan. Brown jugó para Pittsburgh hasta el 2018, convirtiéndose en una de las máximas figuras ofensivas en la historia del club. Durante su estancia con los Steelers, fue elegido al Pro Bowl siete veces, y en cuatro ocasiones fue designado al primer equipo All-Pro.

Pero después de un rompimiento con el club, y en particular, desacuerdos con el quarterback Ben Roethlisberger, Brown forzó su salida de Pittsburgh mediante un canje a los Raiders, donde no faltó la polémica. El receptor abierto no pudo entrenar de inmediato con el equipo, debido a una congelación que sufrió en los pies durante un tratamiento de criogenia, creó una controversia por el uso de su casco, un modelo viejo que la NFL ya no permite, y se enfrascó en una disputa con el gerente general Mike Mayock en su poco tiempo con Oakland.

Al final, fue cortado.

Tomada de Twitter

Los Patriots le dieron una oportunidad a Brown, y el receptor abierto apareció en un juego con la franquicia el año pasado, su único partido del 2019. Sin embargo, salieron a la luz acusaciones de dos mujeres por asalto sexual y conducta indebida, y fue cortado de inmediato por los Pats.

Tuvo una prueba con los Saints, pero no fue firmado, y acusó al equipo de haberlo hecho solo como truco publicitario.

A lo largo de los últimos meses, Brown se ha pronunciado públicamente, y después ha pedido perdón por ello, contra la NFL, Roethlisberger, los Steelers, los Raiders, Robert Kraft y los Saints, entre otros. También fue arrestado en Florida recientemente, acusado de agredir a un chofer de un camión de mudanzas afuera de su domicilio.

Recientemente, había participado en sesiones de entrenamiento informales con Lamar Jackson Marquise Brown, su primo, ambos jugadores de los Ravens.

Se retira con 841 recepciones para 11,263 yardas 75 touchdowns de por vida. A la par de su carrera de NFL, había trabajado recientemente en su carrera como músico.