Foto: Especial
Ola Bini es programador informático, como Julian Assange

QUITO, ECU.- De sus conversaciones con Julian Assange declina hablar por derecho a la privacidad; la última vez que lo visitó fue en enero o febrero y, ya entonces, el fundador de WikiLeaks le mostró su “temor” de que Ecuador le cancelara el asilo que le había concedido en 2012 y que eso se transforme en su extradición a Estados Unidos.

“No me acuerdo de la fecha exacta. Debió ser finales de enero o principios de febrero de este año. Tenía miedo. Tenía miedo de que Ecuador le revocara el asilo”, resume el informático sueco Ola Bini su último encuentro con Assange en la Embajada ecuatoriana en Londres.

Para entonces, las relaciones entre el activista y el Gobierno ecuatoriano habían colapsado: Ecuador había despachado a Londres a un nuevo embajador para resolver el problema y tres meses después le canceló el asilo.

Assange fue arrestado por las autoridades británicas y es ahora requerido por la Justicia estadounidense por difusión de secretos.

“Ambos somos programadores”, explica Bini al justificar su afinidad y amistad con Assange, a quien visitó en la embajada.