Barcelona
El equipo reaccionó luego de que la policía ingresara a las instalaciones del equipo

El FC Barcelona expresa su "máximo respeto por el procedimiento judicial en curso, y por el principio de presunción de inocencia" de las personas afectadas en el marco de las actuaciones practicadas.

Así ha reaccionado el club catalán después de que esta mañana del lunes los Mossos d'Esquadra han llevado a cabo cuatro detenciones, las del expresidente Josep María Bartomeu y el exdirector del área de presidencia Jaume Masferrer, en sus domicilios particulares, así como las del director general, Óscar Grau, y el jefe de los servicios jurídicos, Roman Gómez-Ponti, en las oficinas del club.

Todas ellas se circunscriben al caso 'Barçagate', en el que una empresa contratada por el club azulgrana presuntamente habría llevado a cabo en las redes sociales una campaña de desprestigio de individuos y entidades no afines a la directiva de Bartomeu.

Mediante un comunicado, el club azulgrana asegura que "ante la entrada y registro del cuerpo de Mossos esta mañana en las oficinas del Camp Nou, por orden de la titular del Juzgado de Instrucción 13, de Barcelona (..), el FC Barcelona ha ofrecido su plena colaboración a la autoridad judicial y policial para aclarar los hechos objeto de esta investigación". 

"La información y la documentación requeridas por la policía judicial se han circunscrito, estrictamente, a los hechos relativos a este caso", asegura la entidad barcelonista.