Complicación. Los industriales mexicanos y las automotrices de EU señalaron que aún falta contar ocn las reglas de implementación.
Asociaciones y consejos de la industria automotriz en Estados Unidos aseguraron que no se logrará aterrizar toda la regulación que llevará a la implementación en 10 semanas porque aún faltan detalles del acuerdo

CDMX.- Ante la posibilidad de que el gobierno estadounidense empuje que la entrada en vigor del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) se realice el 1 de junio, la industria automotriz y el empresariado en general prevén que será difícil lograrlo.

Además, industriales mexicanos aseguraron  que aún falta contar con las reglas de implementación en las que  se deben sumar los efectos del coronavirus.

Según el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y diversos organismos del sector automotriz estadounidense, aún no existe el borrador en el que los gobiernos de los tres países  den a conocer cuáles serán las normas uniformes de las reglas de origen.

Con motivo de la aprobación en Canadá del T-MEC la semana pasada, la Secretaría de Economía indicó  que se mantienen los trabajos  para concretar las  reglas que permitirán su entrada en vigor.

Asociaciones y consejos de la industria automotriz en Estados Unidos aseguraron que no se logrará aterrizar toda la regulación que llevará a la implementación en 10 semanas porque aún faltan detalles del acuerdo.

A través de un comunicado que firmaron organismos del sector privado estadounidense, como el Consejo Americano de Política Automotriz, la Asociación de la Industria Automotriz Estadounidense, Aquí por América, la Asociación Nacional de Distribuidores de Automóviles y la Asociación Manufacturera de Automóviles y Equipo se informó que existen reportes de que la administración de Estados Unidos pretende que entre en vigor el  1 de junio.

Eso significaría que solamente faltan 10 semanas para lograrlo, pero “estamos en medio de una pandemia, que afecta significativamente las cadenas, afirmaron.