Especial
La víctima habría sido privado de la existencia a golpes por Aldo Bladimir Z, de 20 años

La Fiscalía General de Justicia de Nuevo León activó la Alerta Amber para tratar de localizar a un niño de tan sólo un año, de nombre Alexander, quien fue sustraído de su domicilio por su padre, quien antes de estos hechos mató a otro niño identificado como su hijastro, en Santa Catarina.

La víctima mortal de los sucesos se llamaba Bryan Bladimir Z, de 3 años, quien presuntamente fue privado de la existencia a golpes por Aldo Bladimir Z, de 20 años.

Los hechos se registraron en una vivienda de Arroyo El Obispo, en el referido ayuntamiento.

La madre de los menores fue identificada como Jaqueline Guadalupe, de 17 años, quien desde hace cuatro años mantenía una relación con el presunto responsable.

Los sucesos se registraron, la tarde del viernes, y fueron unos familiares los que encontraron inconsciente a Bryan Bladimir por lo que lo trasladaron a una clínica en donde fue declarado sin vida.

Se dijo que el niño presentaba variados golpes en su cuerpo.

Supuestamente, tras el crimen, el hombre huyó con su hijo biológico por lo que la Fiscalía emitió la Alerta Amber ya que se teme por la seguridad del pequeño.

Se cree que cuando habría cometido el crimen del menor, el individuo estaba bajo los influjos de algún estupefaciente.

El crimen consternó a la sociedad que  teme por la suerte del otro niño por lo que el llamado de las autoridades es proporcionar cualquier información que permita dar con su paradero.

Se informó que el presunto responsable del crimen trabaja como ayudante de albañil, de manera esporádica, y según el testimonio de vecinos de forma continua golpeaba a su pareja.