Te quedan artículos gratis este mes, para seguir leyendo...
Regístrate | Login

La Caja de Pandora se abre a la derecha. Parte tercera

Opinión
/ 1 diciembre 2021
true

“El dinero dirige: tal es el estado de las culturas decadentes”, dijo el fillòsofo alemán Oswald Spengler, nada más vigente. El reportaje especial Pandora Papers, liderado por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (más de 150 periodistas de 150 medios alrededor del mundo) revelan lo que muchos sabían y otros suponíamos pero con hechos rotundos se ha demostrado en la investigación Pandora.

Es una de las filtraciones más grandes (12 millones de documentos) sobre las fortunas de personas “poderosas” que por medio de complejas redes en el mundo de los negocios movieron dinero. En algunos casos se han expuesto esquemas de elusión de impuestos y hasta lavado de dinero.

Para desgracia, muchas de las transacciones -incluidas en los documentos- no implican ningún delito, de hecho, una de las mayores revelaciones de los Pandora Papers es cómo personas prominentes y ricas han establecido empresas legalmente para comprar propiedades en secreto.

Para los mexicanos incluidos en estos expedientes, las Islas Vírgenes Británicas, Panamá y Belice son los destinos favoritos para mover sus fortunas a paraísos fiscales. Pero ellos no sólo coinciden en el lugar donde mueven su dinero, sucede que muchos son vecinos.

En la calle Polanco -en la CDMX- viven 19 y en Bosques de las lomas hay 15. Pandora Papers reveló que en las últimas décadas cuando menos 3,047 mexicanos han sido vinculados a sociedades secretas que operan en estos paraísos (el análisis permitió conocer las zonas donde se concentra la mayoría).

Pareciera ser que caminar por los lugares mencionados en nuestro país, equivaldría a caminar por una milla de oro (son más de 3 mil mexicanos los relacionados con empresas offshore). De acuerdo con periodistas de Quinto Elemento Lab, Proceso y el País, tan solo 25 mexicanos movieron más de 1,270 millones de dólares al extranjero a través de opacas estructuras financieras.

Después de la Ciudad de México, las entidades donde habita el mayor número de personas con actividades en paraísos fiscales son el Estado de México, Nuevo León, Jalisco y Yucatán. Estos cuatro estados representan casi el 20% de quienes participan en actividades offshore.

Para comparar -y con vergüenza- en un país donde existe pobreza y desigualdad latente, de acuerdo a cifras de la ONU, solo el 1% de los ciudadanos representa el 29% de los ingresos.

Además de los mexicanos y congregaciones religiosas descritas con anterioridad en las otras entregas, tenemos a personajes indignos como el hijo del exlíder sindical Carlos Romero Deschamps.

Él y su familia poseen residencias distintas que ya se encuentran en investigación por parte de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF). A la edad de 38 años, por medio de Holdings creó una riqueza que derivó en una filtración de más de 11.9 millones de documentos financieros obtenida por el consorcio de periodistas.

Romero Deschamps y su familia hoy enfrentan dos investigaciones por parte de la Fiscalía General de la República (FGR) y de la UIF por enriquecimiento ilícito y operaciones con recursos de procedencia ilegal. Alejandro Romero, quien asegura ser comerciante, es investigado junto a su padre por su presunta participación en un esquema de triangulación de recursos que incluye empresas fachada y transferencias millonarias.

No obstante a los hechos, sus biógrafos y allegados describen su pasado “como gente precaria de recursos que vivían en barriadas, en colonias de marinos y petroleros”.

En una zona frágil creció el exlíder (de tragicomedia). Pero hoy son sujetos que se caracterizan por tener vida llena de lujos, los cuales no son acordes con sus perfiles fiscales y comerciales manifestados ante las autoridades.

Por otra parte, desde la llegada de AMLO se han abierto 12 indagatorias contra el exlíder sindical sin que hasta ahora hayan llegado a los tribunales.

Peculado, enriquecimiento ilícito, fraude, tráfico de influencias, usurpación de funciones, operaciones perjudiciales al patrimonio de terceros y remuneración ilícita son delitos que pareciera ser que perdieron su fuerza y se fueron al lugar de los objetos perdidos.

El espacio asignado a esta columna impide seguir describiendo lo que se encuentra uno leyendo en revistas y en el ciberespacio. Nos faltan los familiares e incondicionales del multimillonario Ricardo Salinas Pliego, la familia Servitje (grupo BIMBO), familia FOX Quesada y Oceanografía, al igual que su amigo Calderón y para no olvidar, los Legionarios de Cristo -o millonarios- que tanto se había hablado de ellos.

Al amparo del poder, las familias y nombres mencionados han hecho uso obsceno del dinero y de la política; el deber ser nunca fue. Existe todavía más información al respecto que merece la pena seguir escribiendo. Estas familias y nombres es nada a lo que uno encuentra.

COMPARTE ESTA NOTICIA

Newsletter

Suscríbete y recibe las noticias del día antes que nadie

Anuncio
Anuncio
Anuncio