El receptor de los Chiefs de Kansas City fue el centro de atención de sus compañeros

La gala de los premios de futbol americano, llamados NFL Honors, podría ser el mayor pretexto para que los jugadores saquen sus mejores vestimentas y la clase que los caracteriza, pero también para regalar momentos emblemáticos.

Y esto último parece ser que fue lo que se propuso el receptor de los Chiefs de Kansas City, Tyreek Hill, pues decidió llegar al Teatro FOX de Atlanta en un peculiar monopatín, con un vistoso traje rojo.

Cabe recordar que el jugador del equipo finalista de la Conferencia Americana fue uno de los jugadores revelación de la Liga y vital para que su compañero, Patrick Mahomes, alcanzara el galardón como Jugador Ofensivo del Año.