Foto: Especial
Los monos aulladores habitan una zona de aproximadamente dos hectáreas desde hace varios años y se les ha respetado su hábitat, sin embargo, ahora amanecen muertos y en algunos casos se ha visto como se desvanecen de los árboles al suelo y eso ha causado preocupación de los ejidatarios

Monos aulladores en peligro de extinción que habitan la reserva ecológica conocida como Agua Fría, se están muriendo.

De acuerdo con los pobladores, han muerto al parecer derivado de vómitos, temperatura y dolores, sin que instancias como la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente de México (Profepa) o la  Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) den a conocer los motivos o si se trata de alguna enfermedad. La comunidad se ubica en el municipio de Catazajá, Chiapas.

Los monos aulladores habitan una zona de aproximadamente dos hectáreas desde hace varios años y se les ha respetado su hábitat, sin embargo, ahora amanecen muertos y en algunos casos se ha visto como se desvanecen de los árboles al suelo y eso ha causado preocupación de los ejidatarios.

La zona está habitada por 20 familias, conformadas hasta por 8 integrantes cada una.

El último mono aullador de aproximadamente 17 kilogramos estaba delicado de salud y falleció sin ser atendido por ningún veterinario o por funcionarios de la Profepa, a quien se le ha solicitado su intervención con el fin de saber los motivos de cada fallecimiento.