Foto: Vanguardia/EFE
"Permanezco cercano a las poblaciones duramente afectadas y (les traslado) mi solidaridad", dijo Francisco

Vaticano.  El papa Francisco expresó hoy su solidaridad a los afectados por los deslizamientos de tierra que se han producido en Guatemala y que han provocado 85 muertes y la desaparición de 350 personas.
 
“Permanezco cercano a las poblaciones duramente afectadas y (les traslado) mi solidaridad”, dijo tras el rezo del Ángelus mariano, ante cientos de fieles y turistas que se congregaron como cada domingo en la plaza de San Pedro.
 
Por el momento las autoridades guatemaltecas han localizado sin vida a 85 personas tras el alud que arrasó el jueves un asentamiento cercano a la capital.
 
Dos días después de la considerada como mayor catástrofe nacional de este año descartan hallar a más sobrevivientes entre las 350 que siguen desaparecidas.
 
La tragedia ocurrió el jueves por la noche en El Cambray II, del municipio de Santa Catarina Pinula, a escasos 20 kilómetros de la capital guatemalteca.