‘Cielo rojo sangre’: la más reciente de vampiros

Show
/ 29 julio 2021

El próximo año se cumple un siglo del estreno de una película que prácticamente desde sus primeras exhibiciones se convirtió en un clásico del terror en la historia del cine: “Nosferatu”, de F.W. Murnau.

La versión alterna por cuestión de derechos de autor de la famosa novela de Bram Stroker sobre el Conde Drácula aunque catapultó al estrellato más a su director que a su protagonista estrella también de origen alemán Max Schreck, fue un éxito internacional de tal magnitud aunado al ascenso de la industria fílmica alemana que no pasó inadvertido para la Meca del Cine y no pasó una década más en que no sólo se filmaran, ahora sí con todas las de la ley, no sólo una sino dos versiones autorizadas de “Drácula”, la primera la cinta de culto que en su caso dio prestigio tanto a su director, Tod Browning, como a su actor principal, Bela Lugosi, así como la castellana que se filmaba en el mismo set de los estudios Universal por las noches dirigida por George Melford y protagonizada por Carlos Villarías.

A partir de entonces los vampiros fueron protagonistas recurrentes del cine, recibiendo la estafeta de Schreck y Lugosi el británico Christopher Lee desde “El Horror de Drácula” (Terence Fisher, 1958), y luego de que otro maestro del cine alemán como Werner Herzog hizo su respectiva versión de “Nosferatu” con su actor fetiche Klaus Kinski en 1979, los años 80 y 90 dieron cabida a que otros propositivos directores como los ganadores del Oscar Kathryn Bigelow (con “Cuando cae la oscuridad”, de 1987); Francis Ford Coppola (con “Drácula de Bram Stroker”, de 1992) o el también británico Neil Jordan (con su adaptación de la novela de Ann Rice, “Entrevista con el vampiro”, de 1994), ofrecieran variantes de una misma temática que se convirtieron en clásicos de culto del género con el tiempo.

Curiosamente el fin de semana pasado la plataforma de Netflix estrenó a nivel mundial una película que sin mencionar en su sinopsis siquiera que estaba relacionada con el popular género se convirtió en un suceso mundial ya que para no ir tan lejos y al momento de escribir estas líneas se encuentra en el primer lugar de películas más vistas tanto en México como en los Estados Unidos, tratándose además de una producción que proviene de Europa y de un director de origen alemán llamado Peter Thorwarth: “Cielo rojo sangre” (“Blood Red Sky”).

Aunque no estamos vendiendo trama al revelar que la protagonista de la película resulta ser una mujer vampiro porque esto se descubre durante el detonador de la historia, el primer gancho para con el espectador que gusta del género de thriller gore es que nos remite más bien a una película como “Plan de Vuelo” (Robert Schwentke, 2005) porque nos cuenta la historia de una madre, en su caso con una extraña enfermedad quien viaja en compañía de su pequeño hijo en un vuelo trasatlántico nocturno, se ve obligada a entrar en acción con las armas ocultas que posee cuando un grupo de terroristas intenta secuestrar el avión. 

Justo cuando se está anunciando ya otra nueva oferta de película de vampiros con la segunda película como director del ex cantante de heavy metal Glen Danzig con “Death Rider in the House of Vampires”, “Cielo rojo sangre” es una película lo suficientemente aceptable para un fanático del género sin esperar que con el tiempo se convierta en un clásico de la altura de “Nosferatu” pero sin lugar a dudas dará un buen empujón a su director también alemán Thorwath inclusive con una nada sorpresiva secuela.

Comentarios a: galindo.alfredo@gmail.com; Twitter: @AlfredoGalindo