El actual campeón del Mundo de Fórmula Uno, asegura que no será lo mismo correr sin público. AP
La F1 mantiene las esperanzas de inaugurar la campaña a comienzos de julio, con una doble cartelera en el Gran Premio de Austria

PARÍS.- Correr sin las ovaciones del público en las pistas de la Fórmula Uno, desde Silverstone hasta Monza y México, provocará literalmente que el campeón mundial Lewis Hamilton experimente una sensación de “vacío”.

Las primeras 10 carreras de la temporada se han pospuesto o cancelado en medio de la pandemia de coronavirus. El emblemático Gran Premio de Mónaco dejará de disputarse, algo que no había ocurrido en 66 años.

Por ahora, la F1 mantiene las esperanzas de inaugurar la campaña a comienzos de julio, con una doble cartelera en el Gran Premio de Austria. Considera posible realizar de 15 a 18 carreras, entre las 22 previstas en el calendario.

Sin embargo, ninguna se llevaría a cabo con público en el graderío mientras las autoridades no consideren que ello resulta seguro.

“Va a estar muy vacío”, dijo Hamilton el sábado, al evocar el ambiente apagado de los ensayos de pretemporada que se realizan en España. “Para nosotros, va a ser como un día de pruebas, probablemente incluso peor que un día de ensayos en cierto sentido. En un día de ensayos no hay mucha gente en Barcelona, pero sí alguna”.

Pese a todo, el piloto de Mercedes reconoce que cualquier carrera será bienvenida para los seguidores que están confinados en medio de la crisis de salud.

“Estoy recibiendo mensajes de gente de todo el mundo, que pasa dificultades durante este periodo porque no puede ver deportes”, dijo Hamilton mediante un video difundido en línea por Mercedes. “Esto simplemente demuestra lo significativo que es el deporte en la vida de la gente. Esto nos une a todos. Es muy emocionante y cautivador. No sé si será igual de emocionante para la gente ver esto en la televisión, pero será mejor que nada”.