Temperaturas de más de 36 grados soportan brigadistas que combaten el fuego en San Juan de la Vaquería
Destrucción. Un panorama desolador dejó a su paso el fuego que inició el sábado pasado; miles de árboles y arbustos quedaron convertidos en cenizas. / LUIS SALCEDO

Hasta cuatro horas de camino recorren a pie más de 100 brigadistas que desde el sábado combaten el incendio, casi extinto, en el ejido San Juan de la Vaquería; son elementos de Conafor, especialistas del Estado y decenas de soldados que han soportado temperaturas mayores a los 36 grados centígrados.

Según información de personal establecido en el campamento ubicado en la salida de la comunidad El Pino, este jueves podría quedar controlado el siniestro al 100 por ciento, pues debido al clima favorable que se presentó durante el martes y miércoles, uno de los helicópteros pudo realizar varias descargas de retardante en la zona más alta, hasta donde llegaron las llamas y arrasaron con todo.

El paisaje es negro, al menos dos kilómetros por la orilla del camino lucen completamente consumidos por el fuego, el piso quemado y la vegetación chamuscada es lo que se ve hasta el horizonte y sobre la sierra que rodea la zona de Derramadero.

Héroes. Los valientes brigadistas combaten el fuego bajo intensos rayos del sol. / LUIS SALCEDO

El ingeniero Jorge Guerrero, director de Recursos Naturales y Vida Silvestre de la Secretaria de Medio Ambiente, confirmó que al menos se contabilizan 350 hectáreas afectadas que fueron calculadas por el helicóptero que apoyó en toda el área.

Sin embargo, será hasta que toda la zona este apagada cuando “iniciaremos un sistema de revisión, que ya es cuando llega un especialista y levanta un informe de cada metro cuadrado y asi saber a ciencia cierta el tamaño de la afectación”, detalló.

En cuanto al gasto que se ha generado durante los cinco días de combate, aún no se tienen números oficiales, pues en esta ocasión la ayuda de la ciudadanía ha sido fundamental, pues tras colectas en las plantas de Derramadero les han llevado al campamento varios kilos de alimentos y decenas de paquetes de botellas de agua, sin embargo, el cálculo se hará contemplando, entre otras cosas, la renta de dos aeronaves, el salario de los brigadistas y el gasto en alimentos diarios

Finalmente, ya concluido el combate en la zona del siniestro, se iniciará la investigación para determinar las causales del siniestro, que según Jorge Guerrero, fue provocado por el hombre y hasta el momento las dos hipótesis indican que fue iniciado por un grupo de motociclistas que visitó la zona, o por una quema mal hecha por el propietario de alguno de los predios.

Un infierno

-El incendio en la Sierra de la Catana, en San Juan de la Vaquería, inició el sábado pasado.

-350 hectáreas de árboles y matorrales han sido consumidos.

-Más de 100 brigadistas combaten el siniestro.

-Dos helicópteros apoya en las labores.

-Habitantes de la comunidad El Pino culpan a clubes de motociclistas de haber provocado el siniestro.