‘La Cuarta Transformación está llena de contradicciones’

Nacional
/ 26 septiembre 2020

A Jaime Cárdenas, el Presidente lo acusó de tener miedo y falta de ganas para combatir la corrupción en el Indep

CDMX.- Muy evidente ha quedado en el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador que sus funcionarios están lejos de tener una fe ciega en la Cuarta Transformación, como en el caso de Víctor Manuel Toledo, titular de Medio Ambiente, de quien poco antes de su salida del Gabinete se conoció un audio en el cual arremetió contra del gobierno de la a Cuarta Transformación que está lleno de contradicciones, existe una lucha de poder al interior del gabinete y no va a acorde con los ejes trazados por la Semarnat.

El 18 de junio pasado, en medio de la pandemia de Covid-19, Asa Christina Laurell, una de las más cercanas colaboradas del presidente López Obrador, renunció como subsecretaria de Integración y Desarrollo de la Secretaría de Salud, por diferencias con el secretario del ramo Jorge Alcocer, el subsecretario Hugo López-Gatell.

En una entrevista radiofónica con Joaquín López Doriga, del 23 de junio de este año, Laurrell dijo que fue excluida de decisiones importantes en la política de salud, por eso habló con el Presidente que se iría para no obstaculizar su gobierno. “Él tiene un principio de proteger a sus Secretarios, no lo comparto, pero eso es decisión del presidente”, dijo.

El extitular del INM, Tonatiuh Guillén López, dejó el cargo el pasado 14 de junio de 2019. El también ex director de El Colegio de la Frontera Norte, manifestó desde el inicio de sexenio su interés de quitarle el enfoque “policial” al control migratorio, empero su salida se dio en la víspera del inicio de un plan para disminuir el flujo migratorio en la frontera sur de México ante el amago de Estados Unidos de imponer aranceles a productos mexicanos.

A todo esto el presidente Andrés Manuel López Obrador ha señalado que algunos de los funcionarios que han dejado su gabinete es porque son más partidarios del modelo “neoliberal”.

“Los que se han ido -algunos, muy pocos-, se han ido porque no están de acuerdo con el proyecto nuestro. O sea eran más partidarios del modelo neoliberal. Y han hecho bien porque es honesto. Hay una actitud sincera, honestidad intelectual y política, para decir no estoy de acuerdo”.

Con la próxima salida de Jaime Cárdenas, el Presidente fue más crítico al señalar que fue por miedo y falta de ganas para combatir la corrupción en el Indep.