Rescatistas que están tratando de salvar a un niño de 2 años que está atrapado en un pozo profundo del sur de España desde hace seis días recibieron maquinaria pesada para taladrar un hoyo vertical paralelo al hoyo.

Las autoridades en el sur de España esperaban llegar en las próximas 35 horas al lugar donde se encontraba atrapado un niño de 2 años que cayó a un pozo hace seis días.

El ingeniero Ángel García, coordinador de la operación de rescate, dijo el sábado que ese cálculo depende de que el proceso se desarrolle favorablemente.

García dijo que se está taladrando un hoyo y desde allí, dos o tres expertos en rescates mineros abrirán un túnel horizontal al lugar donde creen que se encuentra el infante.

No ha habido contacto vocal con Julen Rosello, quien cayó al pozo de 110 metros (350 pies) el domingo pasado durante una comida familiar en el noreste de Málaga. El único inicio hallado hasta ahora es un cabello que coincidió con su ADN.

Llega maquinaria pesada para rescatar a niño en España

Rescatistas que están tratando de salvar a un niño de 2 años que está atrapado en un pozo profundo del sur de España desde hace seis días recibieron maquinaria pesada para taladrar un hoyo vertical paralelo al hoyo.

Ángel García, ingeniero a cargo de la operación de coordinación y rescate, dijo que la composición de las capas del lugar es complicada y eso está atrasando el trabajo.

Los españoles esperan salir airosos de cada contratiempo mientras lucha contra reloj para llegar hasta donde está Julen Rosello, quien el domingo de la semana pasada se cayó a un pozo de 110 metros (360 pies) de profundidad.

Debido a que no pueden deslizarse por el hoyo angosto, los rescatistas primero usaron máquinas pero encontraron resistencia a unos dos tercios de profundidad y ahora están tratando de taladrar túneles alternos para llegar hasta el niño.

Las autoridades dicen que hay esperanzas de que Julen siga vivo si hay suficiente oxígeno debajo de lo que les bloquea el paso.