El expresidente recordó cuando Andrés Manuel López Obrador tomó Reforma tras las elecciones presidenciales de 2006

El expresidente Felipe Calderón afirmó que sí hubo un intento de golpe de Estado, en alusión a lo dicho por el presidente Andrés Manuel López Obrador, sin embargo, señaló que fue en 2006 haciendo referencia al cierre de Reforma tras las elecciones presidenciales.

"Sí hubo un intento de Golpe de Estado, pero fue en 2006: cerraron  las principales avenidas de la Cd de México, bloquearon con cadenas el Congreso, y agredieron a congresistas para provocar un vacío constitucional y forzar el nombramiento de un presidente interino, pero fallaron", expuso el expanista en redes sociales.

Además, señaló que el objetivo principal del actual presidente de la República era sacar la conversación del fracaso del “Culiacanazo”, donde se capturó y luego liberó a Ovidio Guzmán López, hijo del capo Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, “El Chapo”, el pasado 17 de octubre.

Y es que el día de ayer, el Presidente dijo que la transformación que encabeza cuenta con el respaldo de una mayoría libre y consciente, justa y amante de la legalidad que no permitirá otro golpe de Estado.

"Ahora es distinto. Aunque son otras realidades y no debe caerse en la simplicidad de las comparaciones, la transformación que encabezo cuenta con el respaldo de una mayoría libre y consciente, justa y amante de la legalidad y de la paz, que no permitiría otro golpe de Estado en nuestro país", subrayó.

Además, este lunes durante su conferencia de prensa descartó que en México existan condiciones para un golpe de Estado, al referirse a las recientes declaraciones del general Carlos Gaytán Ochoa, que habló de una "polirización de la sociedad".

"Que nadie esté pensando que hay condiciones para dar un golpe de Estado", expuso Obrador.

"Qué equivocados están los conservadores y sus halcones. Pudieron cometer la felonía de derrocar y asesinar a (el presidente Francisco) Madero porque este hombre bueno, Apóstol de la Democracia, no supo, o las circunstancias no se lo permitieron, apoyarse en una base social que lo protegiera y respaldara", compartió López Obrdor en redes sociales.

En otro 'tuit', expuso que aunque son otras realidades y no debe caerse en la simplicidad de las comparaciones con el asesinato de Madero en 1913, la transformación que encabeza "cuenta con el respaldo de una mayoría libre y consciente, justa y amante de la legalidad y de la paz, que no permitiría otro golpe de Estado".

Este lunes, López Obrador expresó que sus mensajes respondían también a las declaraciones del general Gaytán Ochoa, quien el pasado 22 de octubre cuestionó las decisiones del Ejecutivo y habló de una polarización de la sociedad.


Luego del debate que se desató por el tuit que publicó en su cuenta de Twitter el fin de semana, el Presidente expuso que en política la indefinición suele ser funesta, por lo que se debe tener mucha claridad, "por eso lo de mi mensaje, para que nadie está pensando que hay condiciones para dar un golpe de Estado".

Asimismo, el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, manifestó ayer que las expresiones del presidente López Obrador, en el sentido de que la mayoría que lo respalda no permitiría un golpe de Estado en México son para distraer de errores en materia económica y de seguridad.

"Los mexicanos no queremos un golpe de Estado, pero sí un golpe de timón", escribió el panista en su cuenta de Twitter.

"Hoy, Día de Muertos, el presidente inventa fantasmas para asustar y distraer a la gente".

Este lunes, el expresidente Calderón retomó los dichos e hizo alusión a la manifestaciones en Paseo de la Reforma que encabezó López Obrador tras las elecciones de 2006, cuando el ahora mandatario acusó fraude electoral.