Regla. La estancia ya fue revisada por las autoridades, y no han reportado ninguna irregularidad. Fotos: JORDI SIFUENTES
Luego de que circulara un video en redes sociales que muestra un presunto maltrato de las empleadas de la Estancia Infantil Abejitas contra un menor, la encargada lo rechazó por completo

Luego de que circulara un video en redes sociales que muestra un presunto maltrato de las empleadas de la Estancia Infantil Abejitas contra un menor, la encargada lo rechazó por completo.

Mónica Rodríguez negó a VANGUARDIA que se haya tratado de una agresión y enseguida comentó que el video lo pudo haber filtrado una ex empleada.

“Pensamos que es una empleada que despedimos el lunes o el martes quien pudiera haber pasado ese video, pero no hay ninguna situación de maltrato ni mucho menos”, dijo.

Aseguró que en las imágenes que se virilizaron, el menor que se observa posiblemente quería salir de la guardería por el acceso principal y fue ahí cuando se detuvo al infante.

“La maestra venía detrás de él corriendo y se lo entregan a la otra maestra que se lo lleva para su salón, pero no hay ninguna situación de violencia”, manifestó.

Dijo además que no es un video reciente y que sus abogados  analizan proceder de manera legal.

ESTUVIERON EN ESTANCIA LA PRONNIF Y LA CDHEC

Ya que el video comenzó a circular recibieron la visita de la Procuraduría de los Niños, Niñas y la Familia, así como de la Comisión de Derechos Humanos de Coahuila, pero no han recibido ninguna observación.

“La visita de la CDHEC consistió en un recorrido por las instalaciones. Analizó la guardería y no se hizo ninguna observación, también vino ayer la Pronnif y hablamos con ellos y ya la información que ellos solicitan se lo harán llegar directamente a la dependencia”, concluyó.

REVISIÓN

Hasta el momento, ni la CDHEC ni la Pronnif han dado a conocer información al respecto que confirmen o descarten lo sucedido.

En redes sociales, algunos padres aseguran haber tenido a sus hijos en dicha estancia y haber padecido algún tipo de maltrato.

Los padres cuestionados al respecto afuera de la guardería, prefirieron callar.