Estrategia. Los separadores de carriles serán móviles cada cinco kilómetros. ARCHIVO
Ésta fue una de las medidas acordadas tras una reunión con gente de la empresa que administra y maneja esta vía de comunicación

Como una medida para agilizar los tiempos de respuesta de las autoridades en caso de alguna contingencia en la autopista de cuota Saltillo-Monterrey, los separadores de carriles serán móviles cada cinco kilómetros.

Actualmente hay solo cuatro o cinco puntos móviles en todo el trayecto, mientras que el resto son inamovibles, pues son a base de muros de concreto y malla.

Francisco Javier Sánchez Aguirre, director de Protección Civil de Ramos Arizpe, informó que ésta fue una de las medidas acordadas tras una reunión con gente de la empresa que administra y maneja esta vía de comunicación.

El funcionario municipal participó ayer en la primera reunión de este 2020 del Consejo Estatal de Protección Civil.

El pasado 31 de diciembre se suscitó una carambola en la que participaron 49 vehículos y 5 tráileres, lo que provocó la muerte de 2 mujeres y que decenas de personas resultaran lesionadas, además del cierre de la vialidad durante toda la noche.

“Con los separadores móviles podremos llegar más rápido (al sitio de un accidente). Hay que recordar que cuando sucede un accidente, se forma un congestionamiento vehicular importante que nos complica mucho llegar al punto”, dijo.