Impacto. Verónica Herrera García tuvo que ser llevada a un hospital con lesiones diversas. Foto: Ulises Martínez
Tendidos sobre el pavimento quedaron un hombre y su hijastra al ser proyectados por un automóvil en las calles de Agua Grande y lateral Fundadores, en la colonia privada Camino Real

Tendidos sobre el pavimento quedaron un hombre y su hijastra al ser proyectados por un automóvil en las calles de Agua Grande y lateral Fundadores, en la colonia privada Camino Real.

El accidente se registró minutos antes de las 2:00 de la tarde, acudiendo el personal de la Cruz Roja al lugar para prestar la atención prehospitalaria a Verónica Herrera García, de 20 años.

La joven viajaba en la motocicleta conducida por su padrastro Martín Alberto Rueda Rodríguez, de 31 años; ambos se dirigían a una tienda y al circular por Agua Grande, esperaron el momento para incorporarse a la lateral de Fundadores, sin embargo el vehículo Chevrolet Aveo de la empresa de transporte de personal SARC, se les atravesó en el camino.

Golpeó a la motocicleta haciendo que tanto el conductor como la acompañante salieran disparados. Quien quedó muy lastimada fue la joven, pues presentaba diversos golpes en el rostro con sangrado así como raspones en el cuerpo, por lo que tuvo que ser trasladada a un hospital de la ciudad.

Martín Alberto Rueda, de 40 años, conductor del vehículo, quedó detenido y fue trasladado a las instalaciones de la Policía Municipal, mientras que la aseguradora de la empresa de trasporte hace las diligencias correspondientes para pagar los daños.