La cadena estadounidense de grandes almacenes Macy’s planea cerrar unas 45 de sus tiendas este año, como consecuencia de su plan de reestructura y que prevé la clausura de 125 establecimientos en un periodo de tres años.

Los grandes almacenes Macy’s van a cerrar unas 45 de sus tiendas este año, como parte de un plan ya anunciado previamente que preveía la clausura de 125 establecimientos en un periodo de tres años.

La compañía confirmó este martes la decisión, asegurando que va en línea con la estrategia dada a conocer el pasado año, que pasa por reducir el número de tiendas para centrarse en las más rentables.

"Con este fin, hoy anunciamos un cierre de varias tiendas que se alinea con las directrices que ofrecimos en febrero de 2020", señaló una portavoz a la cadena CNBC, que informó de que los empleados de unos 45 establecimientos ya han comenzado a ser notificados y que los cierres se producirán en la primera mitad del año.

Macy’s no ha dado a conocer por ahora qué tiendas se cerrarán, pero su plan pasa por abandonar centros comerciales menos rentables y concentrar sus esfuerzos en aquellos con más ventas.

La cadena opera centenares de tiendas, incluidas las de su filial Bloomingdale’s, pero desde 2015 ha cerrado ya más de 100.

La situación de los grandes almacenes y centros comerciales se vió muy afectada en Estados Unidos por la pandemia del coronavirus, que redujo las visitas a esos lugares y empujó a los consumidores a comprar más y más a través de internet.

Las acciones de Macy’s, que en los últimos años han perdido una parte importante de su valor, cerraron la sesión de este martes en Wall Street con un alza del 1.42 %.