El gobierno federal se lanza ahora contra los parques eólicos en Oaxaca.Foto: Especial
Amparan la compra de energía limpia por 20 años, y este 2020 se cumple la mitad del plazo

CDMX.- El gobierno federal tiene en la mira los contratos que se firmaron con generadores eólicos privados en administraciones pasadas.

Los parques operados por Iberdrola, Acciona y Grupo Cobra en Oaxaca serían renegociados para fijar nuevas condiciones de compra de la energía eléctrica por parte de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), revelaron fuentes del sector energético.

Dichos contratos para la construcción de los parques eólicos bajo el esquema de Inversión Financiada Condicionada amparan la compra de energía eléctrica limpia  por 20 años, y este 2020 se cumple la mitad del plazo.

De acuerdo con el calendario histórico de pagos por adquisición de electricidad, la CFE no contabiliza presupuesto en 2021 para comprarles electricidad a las centrales La Venta III, de Iberdrola; Oaxaca I, de Grupo Cobra, así como a Oaxaca II, III y IV,  de Acciona.

Hasta ahora, la empresa estatal ha desembolsado 19 mil 726.1 millones de pesos para pagar la energía eléctrica que estas centrales le han vendido desde 2010.

Consultada al respecto, la Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE), como vocera de las compañías privadas involucradas, reconoció que la renegociación “es algo que pudiera ocurrir”.

Pero si la CFE falla en algunos de estos contratos, por ejemplo, al dejar de comprar y pagar, ello implicaría la rescisión del trato y el titular “podría demandar al gobierno mexicano por la totalidad del valor de los activos”.

Son plantas que llevan muchos años en operación y, aunque el bien esté totalmente amortizado, “se tiene que pagar el remanente del contrato, lo que significa que aunque  la  CFE decida dejar de pagar, esto generaría un pasivo para el gobierno que tiene que liquidar”.

A lo mejor la CFE no lo quiere hacer, explicó la asociación, pero la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) finalmente tendría que llegar a resolver este tema.

Lo que es posible esperar y está pasando, subrayó, es que la Secretaría de Energía (Sener) decida revisar los contratos con el pretexto de los recientes acuerdos que están limitando a los generadores de energías limpias, pero debe resolverse como un acuerdo mutuo.