La gasolina Premium se mantiene sin estímulo fiscal, por lo que los consumidores pagarán 4.18 pesos de impuestos por litro

La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) bajó el estímulo fiscal al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios aplicable a la gasolina Magna y al diésel, mientras que mantiene en cero el estímulo a la Premium, por lo que los consumidores pagarán más (IEPS) por estos combustibles.

De acuerdo con el Diario Oficial de la Federación (DOF) los porcentajes y los montos del estímulo fiscal serán vigentes a partir del 18 al 24 de enero de este año.

Por lo anterior, el estímulo fiscal para la gasolina de menos de 91 octanos (tipo Magna) es de 4.87 por ciento, respecto al 13.21 por ciento reportado la semana anterior, esto equivale a 0.20 pesos por litro, por lo que ahora los consumidores pagarán 4.70 pesos por cada litro de este combustible en las gasolineras.

En tanto, el estímulo fiscal para el diésel se ubica en 3.75 por ciento, respecto al 17.11 por ciento de la semana previa, con un monto 0.20 pesos por litro. De esta manera los transportistas pagarán a partir de mañana 5.23 pesos de impuesto por cada litro.


Para la gasolina mayor o igual a 91 octanos (Premium), el estímulo se mantendrá en cero. Los consumidores pagarán 4.18 pesos de impuesto por cada litro; respecto a los 4.06 pesos que se pagaron en la semana del 14 al 20 de diciembre pasado.

Es de destacar que Hacienda mantiene su criterio en el octanaje (la forma en que hace combustión la gasolina en el cilindro del motor) al pasar de 92 a 91 octanos en este año.