Foto: Especial
Pese a la diversificación en el consumo de contenidos audiovisuales en Internet, los servicios de tv y audio restringidos mantienen su relevancia en términos económicos, al registrar ingresos por casi 58 mil millones de pesos el año pasado

El servicio de televisión y audio restringidos mantiene altos índices de concentración en México, con Televisa como el principal proveedor y una participación de 65%, según últimos datos del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) a 2019.

Televisa es el principal proveedor de estos servicios en 2 mil 253 municipios, con participaciones que van de entre 38% y 100%, mientras que Megacable es líder en 141 municipios, con participaciones entre 33% y 92%, en tanto que Dish, en la que Televisa es el socio mayoritario en México, es número uno en 49 municipios, con participaciones entre 41% y 100%.

“En 2 mil 357 municipios, el proveedor líder en 2013 continuó siendo líder en 2019”, puntualizó la Unidad de Competencia Económica del IFT en el Estudio de Diagnóstico del Servicio de Televisión y Audio Restringidos (STAR), que registra la evolución del sector entre 2013 y 2019.

A escala nacional, el índice Índice Herfindahl-Hirschman (IHH) fue de 4 mil 626 puntos en 2019, mientras que en 2 mil 380 municipios es superior a 4 mil puntos. IHH es una medición que considera el número de empresas que operan en los mismos y su capacidad de poder o de control en ellos, y en la que un valor cercano a cero habla de mercados menos concentrados y de 10 mil indica que hay un monopolio.

Pese a la diversificación en el consumo de contenidos audiovisuales en Internet, el STAR mantiene su relevancia en términos económicos, al registrar ingresos por casi 58 mil millones de pesos el año pasado, registra el estudio.

Mientras que, en términos de cobertura, a través de la tecnología satelital los proveedores de esos servicios pueden llegar a todo el país, y prácticamente todos los municipios registran al menos un acceso a este servicio.

En cuanto a usuarios, en 2019 se registraron 20.2 millones de accesos y una penetración de 58 accesos por cada 100 hogares, agrega el documento difundido el martes.

En cuanto al acceso a contenidos para la provisión del STAR, la regulación Must carry / Must offer ha favorecido que los proveedores del servicio, independientemente de su escala y poder de negociación, puedan acceder a los canales de televisión abierta, con lo cual cada proveedor incluye en sus ofertas básicas un promedio de 18 canales abiertos.

Pero en el resto de las categorías programáticas, con excepción de series y películas, un solo proveedor mayorista de contenidos concentra canales que acumulan más de 40% de la audiencia en su categoría, como es el caso de Televisa en entretenimiento y música, Disney en la barra infantil, Discovery en el género fáctico y Fox en deportes.

Hasta el cuarto trimestre de 2019, a nivel nacional existían cerca de 305 proveedores del STAR distintos, aunque los principales proveedores son Televisa, Megacable, Dish, Total Play y STAR TV, los cuales ofrecen un promedio de 74 canales en los paquetes básicos, tanto en su modalidad de servicio individual o empaquetado con otros servicios de telecomunicaciones (paquetes doble play y triple play), y con servicios OTT de contenido audiovisual (como Netflix, Blim TV y Claro Video).

Indica el estudio que los hogares en localidades urbanas adquieren el STAR en mayor medida con operadores de redes terrestres, con una importante contratación de paquetes, mientras que los hogares en localidades rurales contratan el servicio sobre todo con operadores satelitales y lo adquieren de forma individual.

A escala nacional, 55% de los hogares con STAR lo contratan en single play, 28% en paquete triple play (tv, telefonía, internet) y 17% en doble play.