La Comisión de Comercio Internacional de Estados Unidos determinó que las exportaciones de acero de México no causaron daño a la industria de ese país

La Secretaría de Economía (SE) informó que el 25 de febrero de 2020, la Comisión de Comercio Internacional de Estados Unidos (ITC) determinó que las exportaciones mexicanas de estructuras de acero no causaron daño a la industria norteamericana, por lo que no se impondrán aranceles a los productos de México.

El pasado 30 de enero, el Departamento de Comercio de Estados Unidos (DOC) había publicado su resolución final donde determinó que las exportaciones mexicanas de acero se realizaron en condiciones de dumping y beneficiadas por subvenciones, por lo que esto quedó a favor de los productos enviados desde México.

“En línea con lo anterior, el gobierno de Estados Unidos no gravará nuestras exportaciones con cuotas compensatorias por dumping ni por subvenciones”, aseguró la dependencia que dirige Graciela Márquez Colín.

La Secretaría de Economía explicó que las investigaciones del DOC como la ITC son similares a las que realiza de forma habitual y permanente la autoridad de cualquier país en materia de prácticas comerciales internacionales.

“Es decir, no están vinculadas en forma alguna con la sección 232 aplicada a México de junio de 2018 a mayo de 2019, aduciendo razones de seguridad nacional”, resaltó la dependencia mexicana.

En ese sentido, la SE indicó que desde el inicio de las investigaciones, la secretaría de Economía, acompañó a las empresas mexicanas y sobre todo participó activamente en el procedimiento antisubvenciones en defensa de los intereses nacionales.

Detalló que las estructuras de acero investigadas incluyen ángulos, columnas, vigas y sus partes, tubos, bases y otros productos de acero inoxidable y al carbón que se utilizan en diversos sectores, entre las que destacan la construcción de edificios, plantas industriales e infraestructura.