El escritor, guionista y director cinematográfico Guillermo Arriaga y el dibujante Humberto Ramos son los creadores del cómic "ANA" con el que buscan sensibilizar y visibilizar la migración infantil en México.

Entender y ayudar a las personas que tienen que migrar de sus países en busca de un futuro mejor y darles esperanza es el principal objetivo de "ANA", un cómic realizado por el reconocido escritor, guionista y director cinematográfico Guillermo Arriaga y el dibujante Humberto Ramos.

"Quisiera que este cómic ayudara a sensibilizar a la gente, no solo en México, sino en todos el mundo", señaló Arriaga, Premio Alfaguara de Novela 2020, este martes en conferencia de prensa.

La historieta, impulsada por las ONG Save the Children y HIAS México y financiada por la Unión Europea, cuenta la historia de una niña que huye de Honduras para salvar su vida y la de su familia.

El director cinematográfico Guillermo Arriaga (i) con el dibujante Humberto Ramos (d), en la Ciudad de México. Foto: EFE/Save The Children

Junto con su madre y hermano, la niña Ana emprende el doloroso camino de la migración forzada rumbo a los Estados Unidos.

Humberto Ramos, reconocido por su trabajo como dibujante de Marvel, señaló que este cómic busca que, a través de la narrativa e imagen, las y los lectores se adentren a una realidad que cada año viven miles de niñas, niños y adolescentes en el continente americano.

"Me pareció interesante no solo entretener, sino llevar un mensaje profundo, duro. El trabajo que hace Save The Children, que busca arropar a niños y niñas que sufren este camino de la migración, me dio la pauta para poder contar la historia", aseveró.

De acuerdo con la organización Save The Children, se estima que cada año, alrededor de 300,000 personas migran de Centroamérica hacia los Estados Unidos, la mayoría cruzando de forma irregular a través de México.

En México, 1 de cada 3 migrantes irregulares que ingresan al país son niñas y niños y tan solo en lo que va de este 2021 se ha registrado la entrada de 65,536 infantes no acompañados que cruzaron de forma irregular a Estados Unidos, según datos de la ONG.

Estas niñas y niños huyen principalmente de la pobreza, la violencia, el cambio climático, los conflictos políticos y ahora por la crisis provocada por el COVID-19.

En entrevista con Efe, Ramos recordó que en los últimos años con la política migratoria implementada por el expresidente estadounidense Donald Trump (2017-2021) este problema se agudizó, por lo que este trabajo pretende ser un mensaje de solidaridad.

"Más allá de la tristeza o la desilusión, viene un punto en que hay que decidir tomar acción. Esta es la mejor manera de aportar, pues si bien es una situación apremiante, estamos en la posición de aligerar esta carga para los migrantes", manifestó.

 

MENSAJE DE ESPERANZA 

 

Liesbeth Schockaert, asistente técnica para América Central y México por el departamento de Protección Civil y Operaciones de Ayuda Humanitaria de la Unión Europea, indicó que la situación de los niños migrantes es "preocupante".

"Muchos siguen sufriendo delitos como la extorsión, trata de persona, reclutamiento forzado y secuestros, por mencionar algunos", refirió.

Dijo que la historia de "ANA" busca ejemplificar el impacto que la violencia y el desplazamiento tienen en la vida de los niños migrantes, pero al mismo tiempo pretende dar un mensaje de esperanza.

En ese sentido, Maripina Menéndez, directora ejecutiva de Save The Children México, expresó que la historieta es un reflejo de como organizaciones como la que preside cambian la vida de niños y niñas migrantes.

"Sin duda lleva a las y los lectores a una realidad fuerte, pero también inyecta una dosis de esperanza de que los niños van a cumplir sus sueños, que tendrán una vida digna y libre para desarrollar sus capacidades", puntualizó.

"ANA" forma parte del programa de ayuda humanitaria implementado por Save the Children y HIAS México en las ciudades de Tijuana, Ciudad Juárez, Mexicali, Monterrey y Tapachula.

Con este proyecto se da apoyo psicosocial, asistencia legal y acompañamiento a víctimas de violencia de género para niñas, niños y mujeres migrantes, entre otros puntos. 

Guillermo Arriaga México debe tratar la migración con humanidad y respeto

 

México debe tratar a los migrantes con humanidad y respeto porque no está exento de vivir en carnes propias los éxodos masivos, dijo en una entrevista con Efe el escritor Guillermo Arriaga, Premio Alfaguara de Novela 2020 y autor de un reciente cómic sobre el fenómeno migratorio.

"No hay que dar por hecho que somos un país que no va a tener que enfrentar migraciones masivas", señaló el también guionista y cineasta mexicano para quien el tema de la migración resulta muy cercano.

Arriaga (Ciudad de México, 1958) se reconoce como un migrante que tuvo la oportunidad de trabajar en Estados Unidos, y por ello comulga con el sentimiento de aquellos que por cualquier razón se han visto forzados a dejar su país de origen. 

México debe tratar a los migrantes con humanidad y respeto porque no está exento de vivir en carnes propias los éxodos masivos, dijo el escritor Guillermo Arriaga. Foto: EFE/Save The Children

MARCADO POR LA MIGRACIÓN

 

El autor de los guiones de la trilogía "Amores perros", "21 gramos" y "Babel" aseguró que la globalización produjo una "guerra económica" que enriqueció a unos pocos y empobrecido a la mayoría de la población.

Esta guerra, acotó, provocó tal devastación que impulsó la migración a gran escala, la cual él ha podido atestiguar.

El escritor abundó en anécdotas personales que le marcaron y le llevaron a tocar el tema de la migración en varias de sus obras.

Y que le generaron, incluso, esa necesidad de sensibilizar sobre la problemática, además de animarle a participar como escritor del guion de "ANA", un cómic impulsado por las ONG Save the Children y HIAS México y financiada por la Unión Europea, que busca sensibilizar sobre la migración infantil.

El punto de inflexión, rememoró, se dio en 1994, cuando vivió el éxodo de sus amigos, los Estrada, quienes poseían parcelas en el fronterizo estado de Tamaulipas, en las que sembraban sorgo y maíz, y en ese año vivían su mejor cosecha.

Sin embargo, la entrada en vigor entonces del Tratado de Libre Comercio entre México, Estados Unidos y Canadá (TLCAN) los dejó en la ruina.

No pudieron competir con las grandes empresas y "se vieron en una situación de pobreza absoluta", y todos, salvo uno, migraron a Estados Unidos para ganarse la vida, recordó el escritor.

"Me tocó ver cómo ahijados míos, de 14 años, se tuvieron que ir, fueron los primeros migrantes de su comunidad. Y supe por mis compadres los avatares que estaban sufriendo, a dónde fueron", agregó.

Esa huida obligada por la pobreza y por el anhelo de un futuro mejor llevó a Guillermo a escribir "Los tres entierros de Melquiades Estrada", película que ganó como mejor guion en el Festival de Cannes, en 2005.

Más adelante, su trabajo como cineasta le llevó a vivir de cerca el fenómeno migratorio, pues en la búsqueda de localizaciones para sus películas pudo tener contacto tanto con comunidades migrantes como con quienes las rechazan.

"Te metes donde nadie se mete y puedes hablar, ver diferentes perspectivas", señaló al tiempo que reconoció que eso ha marcado gran parte de su trabajo pues es un "tema muy complejo".

HUMANIZAR LA MIGRACIÓN

 

Para Arriaga, la globalización agudizó la división de clases, lo que a su parecer ha provocado que "en Centroamérica se desatara una violencia brutal".

Señaló que uno de los daños colaterales alcanza a los niños, niñas y adolescentes, quienes muchas veces son obligados a migrar por sus padres sin entender qué está sucediendo.

En otras ocasiones, dijo, los padres migran y luego pagan a los "polleros", como se conoce en México a quienes trafican con personas para que los pasen a Estados Unidos, pero muchas veces los pequeños son dejados en el camino.

"No tienen idea de quiénes son y ahí están esos pobres niños abandonados", refirió.

Es por estas razones, insistió, que se debe humanizar el trato a los migrantes.

"¿Nos quejamos de que (Donald) Trump hablaba de nosotros como ratas, como cucarachas, ¿y nosotros vamos a decir que esta gente son ratas o cucarachas?", cuestionó.

Resaltó que México siempre le ha dado cabida a migrantes españoles, argentinos, chilenos, peruanos, bolivianos y ahora no sería momento de negarle la estancia a nadie.

"Este país que es hospitalario hasta las cachas... Tenemos que echarle más agua a los frijoles (estirar el gasto, hacerlo rendir). De que tienen cabida tienen cabida (los migrantes)", apuntó.

Nadie sabe en qué momento podrían cambiar las circunstancias de cada quien, aseguró, "entonces, hay que tratar con humanidad a los migrantes, con respeto".

Y reiteró la iniciativa de la organización Save The Children, que con un cómic busca sensibilizar sobre la migración, "además del respeto está tratando de brindar esperanza y eso me parece lo más valioso".