El gobernador republicano Greg Abbott, se ha comprometido a promulgar el proyecto de ley, lo cual podría ocurrir pronto. Foto: Excelsior
La legislatura de Texas aprobó una iniciativa de ley sobre las “ciudades santuario” que permite a los policías preguntar a las personas su estatus migratorio y amenaza a los jefes de policía con penas de cárcel si no colaboran con las autoridades federales

La legislatura de Texas aprobó una iniciativa de ley sobre las “ciudades santuario” que permite a los policías preguntar a las personas su estatus migratorio y amenaza a los jefes de policía con penas de cárcel si no colaboran con las autoridades federales.

Con la iniciativa, la policía tiene derecho a preguntar el estatus migratorio de las personas y amenaza con castigos a las autoridades que no colaboren.

El gobernador republicano Greg Abbott se ha comprometido a promulgar el proyecto de ley, lo cual podría ocurrir pronto.

El Senado encabezado por los republicanos aprobó la propuesta a pesar de las objeciones de los demócratas, que le dieron a la medida el nombre “muéstreme sus papeles” y dicen que será utilizada para discriminar a los latinos.

El término ciudades santuario carece de una definición legal, pero los republicanos desean que la policía local ayude a los agentes federales de inmigración a procesar a los sospechosos de delitos que se encuentren ilegalmente en Estados Unidos.

El proyecto de ley le permite al estado retener fondos a los gobiernos locales si es que se desempeñan como ciudades santuario.