Foto: Especial
La IP señaló que la medida es “la mejor noticia”

CDMX.- Los aranceles que Estados Unidos aplicó al acero de importación costaron a la industria siderúrgica mexicana 300 millones de dólares, por lo que la eliminación de esos impuestos “es la mejor noticia”, dijo el presidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), Francisco Cervantes.

“Afectó [a las exportaciones] no como se esperaba, pero sí tuvo un costo alto”, dijo durante la inauguración de la Convención Nacional de Industriales que organizó la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra).

El pasado 17 de mayo, el gobierno de EU anunció que ya no habría aranceles para el acero y aluminio mexicano y canadiense. Este lunes, el presidente Donald Trump emitió una proclamación por la que entra en vigor la eliminación total de los aranceles de 25% al acero y de 10% al aluminio.

Desde junio de 2018, EU gravó las importaciones de metales y aluminio con aranceles bajo la justificación de que todas las importaciones ponían en riesgo la seguridad nacional estadounidense, a lo que llamaron Sección 232 de su ley comercial. En respuesta, Canadá y México empezaron a aplicar impuestos a productos estadounidenses.

Ayer, en el Diario Oficial de la Federación (DOF) se publicó la suspensión de los aranceles que impuso el país a EU desde el 5 de junio, como represalia comercial. La Secretaría de Economía comunicó que “la estrategia de represalias puesta en marcha (...) a ciertos productos estadounidenses entre los que destacaban los agrícolas, fue determinante para que los tomadores de decisión en EU presionaran a la administración Trump para eliminar la medida 232”.