Cosby tendrá que usar un GPS y no podrá salir de su casa. / Foto: AP
El actor fue encontrado culpable de abuso sexual y estará en arresto domiciliario mientras le dictan condena; además llevará un brazalete con GPS en el tobillo para monitorearlo

A días de haber sido condenado, Bill Cosby ya comenzó a vivir como un reo, aunque en un ambiente más agradable del que podría tener en unos meses.

Un juez decretó que Cosby estará en arresto domiciliario en la misma mansión de un suburbio de Filadelfia donde, según el jurado, drogó y asaltó a la responsable del baloncesto femenino en la Universidad de Temple. El actor deberá llevar además un brazalete con GPS en el tobillo para monitorear el cumplimiento de la sanción.

Hasta que se dicte sentencia, el cómico de 80 años solo podrá salir de su casa para reunirse con sus abogados o ir al médico, y en ambos casos debe tener un permiso previo, dictaminó el juez Steven O'Neill.

Este es el último indicio de Cosby se ha enfrentado finalmente a su pasado, una sórdida doble vida que desmentía la imagen cuidadosamente cultivada de padre de Estados Unidos.