Cameo El cine es su arma

Platicamos con su director, Carlos Elizondo, nos adelantó un poco de “A la vuelta de la esquina” cortometraje que realiza una crítica a la vida actual, donde las personas son orilladas a usar máscaras para entrar a distintos grupos sociales

Cameo, es un grupo estudiantil del Tecnológico de Monterrey, campus Saltillo. Este grupo creado en el 2013 tiene como fin, realizar cortometrajes, festivales y todo tipo de eventos para la comunidad de alumnos de esta institución, los cuales no solo benefician a los alumnos del Tec, sino también tiene como objetivo ser un brazo externo para ayudar a grupos vulnerables o causas nobles.

Estos proyectos nacen por completo de las ideas e intereses de los jóvenes; son ellos quienes se encargan de desarrollarlos, ejecutarlos y dirigirlos.

Cameo se fundó hace tres años, en el 2012 por un grupo de estudiantes del Tec, en 2013 Carlos Elizondo, estudiante de Economía del Tecnológico de Monterrey, campus Saltillo ingreso; para en 2014 convertirse en el presidente de este importante grupo.

“En ese entonces no era una persona que supiera mucho de cine, sin embargo me gusta hacer proyectos que tengan impacto en la sociedad. Eso al final del día me dio la oportunidad de ser presidente. Hemos echo un chorro de cortometrajes, realizado torneos de FIFA, y programas enfocados en la ayuda de niños con cáncer, queremos cambiar la sociedad a través de cortometrajes, de proyectos sociales, esa es nuestra misión”,comentó Elizondo.

Su más reciente proyecto se llama “A la vuelta de la esquina”, un cortometraje en el que participan más de 60 alumnos de este plantel, cual realiza una crítica a las máscaras que jóvenes tienen que utilizar para poder ser aceptados en la sociedad.

Elizondo, considera que es de gran importancia para la vida académica que sus compañeros y estudiantes se involucren en distintas actividades, para desarrollar distintas habilidades que les ayudarán al momento de ingresar a la vida laboral, además de provocar en ellos sentimientos de empatía por distintos proyectos que buscan ayudar a grupos vulnerables.

Otro aspecto que preocupa al director de grupo Cameo, son las máscaras y estereotipos que muchos jóvenes en todo el mundo tienen que sufrir al ingresar a la escuela para poder encajar en distintos grupos sociales. 

Foto: Luis Castrejón

A mi se me ocurrió una historia, dos jóvenes de diferentes esferas y contextos sociales estudian en la misma escuela y hacen cosas similares, pero viven vidas completamente distintas, porque hacía es la sociedad, exige a las personas encajar en la sociedad”, explicó, Carlos Elizondo.

Esta idea fue aceptada por los integrantes de Cameo, quienes entusiasmados hace cerca de un mes comenzaron con las grabaciones de “A la vuelta de la esquina”.

La historia, idea de Carlos Elizondo fue escrita por también alumnos del Tec; Miguel Castro y Sofía Lacroix, una pareja de novios, quienes asegura Carlas lograron darle al guión cierta realidad.

“Unos amigos míos lo desarrollan por completo. Son novios, ellos se encargaron del guión. Siento que el hecho de que ellos lo desarrollaran le di cierta credibilidad y realidad al proyecto”, comentó Elizondo.

“A la vuelta de la esquina” trata sobre la vida de dos chavos: Santiago y Helena. Un par de jóvenes que con su vida muestran la realidad que viven los jóvenes hoy en día. Como los tachan y critican. Dos chicos que se esfuerzan en encajar en un mundo lleno de frivolidades, pero que al momento de conocerse se dan cuenta que entre ellos ya existe un mundo donde la confianza y los estereotipos quedan fuera.

“Nos pusimos a pensar mucho en esta situación; y no solo en el TEC vivimos en un mundo basado en estereotipos y clases sociales, sino en todo el mundo, la gente critica mucho que le gusta y que no, y muchas veces las personas se ponen máscaras y no son quienes son por quedar bien con los demás, por eso decidimos abordar este tema”, dijo Elizondo.

 

Fotos: Luis Castrejón

¿Quién es Santiago y Helena?

Santiago, es típico chico popular que a todos le caen bien, un excelente jugador de fútbol americano, un chico que aparentemente para sus compañeros de universidad es uno de los mejores estudiantes y elementos del campus. Pero, no todo es laureles y gloria para él, sino que una atmósfera oscura lo embarga en su hogar y familia. Su padre es alcohólico y golpea a su madre, no logra entablar una relación de paz con ellos y le preocupa que sus compañeros se lleguen a enterar.

Helena, es tímida, una chica nerd, nadie le hace caso, todos la ignora; es muy bonita, pero ella no lo sabe, se siente fuera de lugar a pesar de ser una persona con una mente excepcional.

Poco a poco los dos comienzan a conocerse, tienen una relación a escondidas pero Santiago no quiere que la vean con ella. El comportamiento de Santiago es diferente cuando está con Helena, su actitud es vulnerable, honesta y abierta. Estos dos chicos que habitan una misma sociedad y son divididos por grupos y clases sociales, unen sus mundos por el amor.

“A muchos les da vergüenza y miedo el qué dirán y a veces cuando eres tú mismo te pueden llegar a pasar cosas que te cambien la vida. Nuestra misión es destrozar esos esquemas de estereotipos y alentar a las personas a ser ellos mismos”, finalizó Carlos Elizondo.

 

Fotos: Luis Castrejón

El equipo

Director: Marcelo de Estefano

Asistente de director: Andrea López

Director ejecutivo: Carlos Elizondo

Productor: Pablo López
Guión:  Miguel Castro y Sofía Lacroix

Maquillaje: Paloma Carvajal y Sofía Orozco

Vestuario: Paulina Valle y Adrina Aguirre

 

 

El elenco

Santiago interpretado por Raúl Salinas

Helena interpretado por Alexa Sosa

El cortometraje cuenta con más de 30 actores

 

 

El dato

Más de 20 personas nos ayudan

Fue hace un mes cuando Cameo inició con los trabajos de producción

 

 

La meta

Se espera que el cortometraje se pueda presentar en junio en las instalaciones de Cinépolis Nogalera

 

 

Facebook

Grupo Cameo

 

 





 

fotos: Luis Castrejón
Fotos: Luis Catrejón
Fotos: Luis Castrejón