Especial
Localizaron que algunas empresas estaban realizando extracciones de material pétreo sin contar con las autorizaciones correspondientes

La Procuraduría de Protección al Ambiente de Coahuila clausuró cuatro empresas dedicadas a la extracción pétrea localizadas en la Sierra de Zapaliname, entre los límites de Ramos Arizpe y Arteaga. La dependencia comprobó que algunas generaban 741 por ciento más de las emisiones permitidas por la Norma Oficial Mexicana.

Hoy, inspectores de la PROPAEC realizaron visitas de supervisión y vigilancia en el Cañón de las Bayas localizado al oriente del Libramiento Oscar Flores Tapia. En esta labor comprobaron que las empresas violaban los niveles de contaminación que establece la NOM-025-SSA1-2014 relacionada a la Calidad del Aire.

“La exposición a los contaminantes atmosféricos como el material particulado, se asocia con diferentes daños a la salud humana y la magnitud de los efectos depende de las concentraciones que se encuentran en el aire, de la dosis que se inhala, del tiempo y la frecuencia de exposición, así como de las características de la población expuesta. Por tal motivo… el Estado mexicano reconoce en el Artículo 4 constitucional, el derecho de toda persona a la protección de su salud, así como el derecho a un medio ambiente sano para su desarrollo y bienestar”, inscribe la norma mencionada.

Especial

Además, durante la inspección, los elementos de la PROPAEC localizaron que algunas empresas estaban realizando extracciones de material pétreo (piedra, grava, arena,…) sin contar con las autorizaciones correspondientes.

“La Procuraduría procedió a realizar la Clausura Total Temporal de las actividades de dichas empresas, considerando que se encuentra un caso de riesgo inminente de desequilibrio ecológico por contaminación con repercusiones para los ecosistemas y para la salud pública”, indicó la dependencia.

Actualmente los elementos de la PROPAEC se encuentran realizando las diligencias pertinentes además de solicitar las acreditaciones y documentación pertinentes. Se prevé que en unas horas más se realice el cierre completo de las instalaciones.

“El paso siguiente es el acercamiento con los propietarios o representantes de las empresas para solicitarles que subsanen las irregularidades a través de un acuerdo que busque el compromiso por su parte de dar cumplimiento a la normatividad”, indicó el Procurador Javier de Jesús Rodríguez Mendoza.