fotos: PEDRO PESINA
Campesinos de los ejidos el Abrevadero y los Hoyos han tenido una serie de conflictos con elementos policiacos a quienes sacar de su territorio hasta a punta de pedradas

PARRAS, COAH.- Campesinos de los ejidos el Abrevadero y los Hoyos se han puesto renuentes contra los oficiales.
Y es que elementos de la policía municipal y fuerza civil cuando entran a dichos ejidos son apedreados, y en ocasiones  se reúnen los ejidatarios y sacan las unidades a punta de piedras.

Hace aproximadamente un mes, dijeron, acudieron a unas carreras de caballos clandestinas en el ejido los Hoyos por un reporte, y un oficial fue atropellado por un caballo que le echaron encima.

En esta ocasión se ha estado reportando en el ejido el Abrevadero y 6 de Enero que pasan los vehículos por la carretera Parras-General Cepeda, y son apedreados, además de se habló de  la existencia de venta de cerveza clandestina los fines de semana. 

Los uniformados detuvieron dos hombres en el Abrevadero por aventar piedras a las unidades,  las mujeres los bajaron de las patrullas, uniéndose todos los rancheros, retirándose los elementos del lugar.

Los jueces o comisariados de esos lugares no reportan cuando hay fiestas, carreras por qué algunos de ellos son los que las organizan o venden la cerveza, ya que ellos son la máxima autoridad para poder frenar este tipo de situaciones.

Según los ejidatarios denuncian que es abuso de autoridad por qué ellos no hacen nada, ya se investiga a estas personas para ponerlas a disposición de la autoridad correspondiente.