Foto: Especial
El siguiente video es una bella muestra de que los reporteros también son humanos de carne y hueso; sienten, ríen, disfrutan, se molestan, y en ciertas ocasiones como esta, lloran.
Evidentemente pues muy triste, se nos hace un nudo en la garganta, es imposible para quienes somos de la frontera que esto no nos duela en el corazón”.
Carlos Sánchez, reportero de Telemundo

No cabe duda de que las personas podemos ser tan sensibles como para llegar a sentir en carne propia, el dolor que causa la pérdida de vidas humanas, aunque no sean amigos o familiares.

El siguiente video es una bella muestra de que los reporteros también son humanos de carne y hueso; sienten, ríen, disfrutan, se molestan, y en ciertas ocasiones como ésta, lloran.

Se trata de Carlos Sánchez, reportero de la cadena estadounidense Telemundo, quien después del tiroteo ocurrido en El Paso, Texas, describe y transmite un pequeño reportaje sobre la vigilia de la gente que llega a dejar flores, imágenes religiosas, fotografías, textos, rosarios, veladoras, etc, como homenaje a las víctimas de la masacre ocurrida en Walmart del centro comercial Cielo Vista, donde se cobraron vidas latinoamericanas, en especial, mexicanas.

Es un importante momento de reflexión e introspección como seres humanos donde, definitivamente, los periodistas también se suman.