La británica gastó 69 mil dólares en su adicción; ingería 1kg de azúcar al día; subió de peso y desarrolló diabetes tipo II y serios problemas de presión
CIUDAD DE MÉXICO. Cuando piensas en  la palabra 'refresco' ¿Cuál es el primero que se te viene a la mente? Seguro la Coca-Cola y es que es la bebida más famosa del mundo.

En casi todos los rincones del tierra podrás encontrar una lata de este popular producto. Desde que se inventó sus ventas sólo han ido en aumento.

Se estima que cada 24 horas se consumen en el mundo 1 millón 600 refrescos de la marca.

Lamentablemente, aunque es una bebida rica puede causar adicción por los ingredientes que la componen como cafeína y azúcar.

Foto: Excélsior

Recientemente se dio a conocer la historia de Donna Gunner, una mujer de 51 años residente de Somerset, Reino Unido, que reconoció haber consumido 30 latas de Coca-Cola por día a lo largo de 20 años.

Su adicción, al igual que todas, no resultó nada barata, pues su mal hábito le costó 69 mi dólares.

Mi gusto por la Coca-Cola era tanto que era lo primero en lo que pensaba al despertarme", aseguró.

De acuerdo con Mirror, ingería 1 kg de azucár, equivalente a 4 mil 170 calorías al día, lo que la hizo subir de peso, desarrollar diabetes II y serios problemas de presión.

Era totalmente adicta, cuando la dejé tuve que soportar el síndrome de la abstinencia. Sufría dolores de cabeza, ansias y espasmos, era como una drogadicta".

Al dejar ese hábito, Gunner perdió peso y mejoró su salud, pero reconoce sentir todavía el deseo de tomarse una lata bien fría.