Wall Street abrió hay con su mayor caída absoluta de la historia, las bolsas de valores europeas se encaminan a una de sus peores semanas en una década, mientras que en Asia la mayor parte abrió en números rojos.

Wall Street abrió en rojo este viernes y su principal indicador, el Dow Jones, recortaba 900 puntos después de vivir en la víspera su mayor caída absoluta de la historia, de 1,190 enteros, con lo que el mercado parece encaminado a cerrar su peor semana desde la crisis financiera debido al temor por el coronavirus.

Media hora después del inicio de las operaciones en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones aceleraba sus pérdidas y descendía un 3.53 % o 910.63 puntos, situándose en 24,856.01, lastrado especialmente por Boeing (-5.06 %), Coca-Cola (-5 %), Procter & Gamble (-4.78 %), Apple (-4.72 %) y JPMorgan Chase (-4.61 %).

También descendían con fuerza el selectivo S&P 500, un 3.48 % o 103.80 puntos, hasta 2,874.96, y el índice compuesto del mercado Nasdaq, en el que cotizan las principales tecnológicas, un 3.03 % o 259.92 enteros, hasta 8,306.56.

El parqué neoyorquino comenzó otra jornada pendiente del coronavirus, que sigue propagándose fuera de las fronteras de China, detectado en nuevos países como Nueva Zelanda y Nigeria, con lo que los inversores ponderan el impacto que tendrá sobre la cadena de suministro a nivel global.

El índice de volatilidad Vix, conocido como el "indicador del miedo" en el mercado, se disparó este jueves un 41 % precisamente coincidiendo con la entrada de los tres indicadores en el territorio de corrección, es decir, un 10 % por debajo de su último récord. Hoy el aumento de volatilidad se medía en torno al 10 %.

Por sectores, las mayores pérdidas esta mañana eran para las empresas de bienes esenciales (-4.68 %), las de servicios públicos (-4.63 %), y las financieras y las inmobiliarias (-4.3 % ambas).

Las acciones están abriendo fuertemente a la baja en Wall Street, lo que está encaminando al mercado para su peor semana desde octubre de 2008 durante la crisis financiera mundial. Foto: AP

Los operadores estadounidenses están acudiendo a activos más seguros, lo que propicióo que el rendimiento del bono del Tesoro a 10 años haya bajado a un mínimo récord de 1.16 % antes de la apertura de la sesión, mientras que a esta hora se situaba en 1.165 %

A ese respecto, el analista Ed Yardeni, presidente de la firma Yardeni Research, indicó en una nota que "el miedo a la desaceleración económica y la esperanza de que el banco central intervenga han impulsado hacia abajo la curva de los rendimientos".

En otros mercados, el petróleo de Texas abrió con una caída un 3.44 %, situando el barril en 45.47 dólares; el oro descendía hasta los 1,619.60 dólares la onza, y el dólar ganaba terreno frente al euro, con un cambio de 1.0964

 

Bolsas se enfilan a su peor semana en una década

 

La incertidumbre de los inversores sobre el impacto que la extensión del coronavirus puede tener en la economía global castiga un día más a los mercados bursátiles europeos, que se encaminan a una de sus peores semanas en una década, desde la crisis de la deuda soberana.

El miedo se percibe un día más en el mercado del petróleo, que sigue a la baja, y en la deuda de países considerados seguros, como Estados Unidos y Alemania, cuyas rentabilidades profundizan sus mínimos.

En cuanto a los mercados bursátiles, a las 14 horas, Londres perdía un 3 %; Fráncfort, un 3.2 %; París, un 2.6 %; y Milán, un 2.4 %.

En todos los casos, las pérdidas acumuladas en lo que va de semana supera el 10 %.

El Ibex 35, el selectivo de la Bolsa española, caía el 2.6 % y acumulaba un descenso en la semana del 11 %.

De mantener esta tendencia, sería la peor semana de la Bolsa española desde mayo de 2010.

La rentabilidad del bono alemán a diez años, uno de los activos refugio, tocó su nivel más bajo en seis meses (-0.622 %), mientras que el bono de EU del mismo plazo llegó a caer hasta el 1.155 %, un nuevo mínimo.

Sin embargo, el oro, otro de los activos refugio, baja hoy más del 1 % hasta 1,622 dólares por onza.

Según UBS Asset Management, "existe una considerable incertidumbre sobre el impacto del coronavirus en la economía mundial". 

"Eso es, en si mismo, un importante factor que contribuye a aumentar la aversión al riesgo de los inversores", apunta la entidad en un comentario.

Axa Investment Managers considera que el retraso en la normalización de la actividad industrial en China y el contagio del coronavirus a Europa anticipa una desaceleración del crecimiento en la zona del euro en el primer y el segundo trimestre, y una suave recuperación en la segunda mitad del año.

La agencia de calificación Scope Ratings ha revisado a la baja su previsión de crecimiento para la economía china este año, que pasa del 5,.8 % al 5 %. En 2019, China creció un 6.1 %.

Según Rosa Duce, economista jefe de Deutsche Bank, la creciente volatilidad de los mercados podría llevar a nuevas medidas de estímulo por parte de los bancos centrales.

El presidente del banco central alemán, el Bundesbank, Jens Weidmann, reconoció que el coronavirus es un riesgo a corto plazo, pero recalca que, en su opinión, "no hay una necesidad aguda de actuar desde el punto de vista de la política monetaria". 

 

Números rojos en el cierre de las bolsas del Sudeste Asiático

 

La mayoría de los parqués del Sudeste Asiático acabaron este viernes la sesión en números rojos en medio del impacto del nuevo coronavirus en la economía y la incertidumbre política en Malasia ante el nombramiento del nuevo primer ministro.

Tras la dimisión la semana pasada y por sorpresa del primer ministro malasio, Mahathir Mohamad, actualmente interino en el cargo, los partidos se encuentran en ronda de consultas para elegir al jefe del Gobierno.

Los países de la región también están aumentando las medidas y restricciones para evitar que se expanda el COVID-19 y paliar su impacto en sectores como el turismo y las exportaciones.

La mayores caídas bursátiles en la región tuvieron lugar en las plazas de Singapur y Bangkok, donde superaron el 3 %.

En Singapur, la bolsa de valores perdió 100.62 puntos, el 3.23 por ciento, y el indicador compuesto Straits Times cerró con 3,011.08 puntos.

En Malasia, la Bolsa de Kuala Lumpur cedió 22.95 puntos, el 1.52 por ciento, y el selectivo KLCI terminó en 1,482.64 puntos.

En Filipinas, la Bolsa de Manila bajó 179.93 puntos, el 2.58 por ciento, y el índice PSEi cerró con 6,787.91 puntos. 

En Indonesia, la plaza de Yakarta restó 82.99 puntos, el 1.50 por ciento, y el índice JCI acabó con 5,452.70 puntos.

En Vietnam, el índice VN de la Bolsa de Ho Chi Minh (antigua Saigón) cerró con 882.19 puntos tras restar 16.25 puntos o el 1.81 por ciento. 

En Tailandia, el parqué de Bangkok cayó 54.56 puntos, el 3.91 por ciento, y el índice SET acabó la jornada con 1,340.52 puntos.