Con emotivos mensajes, listones negros y fotorafías del doctor, reconocieron su labor en la comunidad chihuahuese y coahuilense tanto en el sector salud con un largo recorrido por diversas clínicas del IMSS. Foto: Tomada de Internet
Con emotivos mensajes, listones negros y fotorafías del doctor, reconocieron su labor en la comunidad chihuahuese y coahuilense tanto en el sector salud con un largo recorrido por diversas clínicas del IMSS

Familiares, amigos y colegas del médico urgenciólogo León Federico Álvarez Nuncio, lamentaron su muerte tras perder la batalla durante varios días de hospitalización contra el COVID-19.

Con emotivos mensajes, listones negros y fotorafías del doctor, reconocieron su labor en la comunidad chihuahuese y coahuilense tanto en el sector salud con un largo recorrido por diversas clínicas del IMSS, y en su desempeño en el área educativa, pues además era docente de la Facultad de Médicina y Ciencias Biomedicas.

Mensajes de despedida como “Hoy nos es arrebatado un colega, un compañero de generación, gran amigo pero sobretodo gran ser humano, ejemplo de vida; gracias por tu amistad, por abrirme la puerta de tu casa y el corazón de tu hermosa familia, hasta pronto mi buen Leon Federico Alvarez Nuncio descansa en paz amigo, un abrazo hasta el cielo”.

Así como otras publicaciones en redes sociales donde la comunidad médica lo consideraba “un ángel que perdió la vida tras una dura lucha por sobrevivir” y un ejemplo para el personal de salud. 

Álvarez Nuncio laboró en el Hospital General Salvador Zubirán, en el Hospital Central Universitario así como en nosocomios en el municipio de Monclova y Saltillo, Coahuila.

Meses atarás el médico público en su cuenta de Facebook un mensaje para exhortar a la población de cuidarse pero sobre todo de respetar y no discriminar a quienes luchan en primera fila contra el virus así como quienes la padecen, sin saber qué poco después sería uno de los pacientes que perdiera la batalla.