Archivo
Decenas de migrantes protestan en Tapachula, Chiapas, contra las condiciones en las que se encuentran en los centros migratorios

Las autoridades mexicanas están rebasadas por la "crisis humanitaria que está provocando la migración masiva", reconoció el comisionado del Instituto Nacional de Migración (INM), Francisco Garduño, mientras decenas de migrantes protestaban en Tapachula, Chiapas, contra las condiciones en las que se encuentran en los centros migratorios.

No obstante el esfuerzo institucional, "la crisis humanitaria que está provocando la migración masiva ha rebasado la infraestructura y los recursos materiales que se requieren para darles un trato digno a muchos que merecen este trato", reconoció el funcionario en Tuxtla Gutiérrez.

Casi al mismo tiempo, en un centro de detención del INM en Tapachula, Fabiola, una mujer haitiana, pedía ayuda entre lágrimas, tirada en el piso.

Dijo a EL UNIVERSAL que su hijo, de año y medio de edad, está enfermo desde hace días.

Mientras tanto, en Estados Unidos el principal funcionario de control fronterizo, John Sanders, anunció este martes su renuncia en plena polémica por las alarmantes condiciones de detención de los niños migrantes en la frontera con México.