Cristiano Ronaldo, jugador de la Juventus | Foto: AP
Pagará cerca de 19 millones de euros en multas

MADRID.- Con una admisión de culpabilidad y una cuantiosa multa, Cristiano Ronaldo finalmente puso fin a su odisea fiscal en España.

Casi cuatro años que se abriera una investigación, el astro portugués compareció ante un juzgado en Madrid el martes para declararse culpable de fraude fiscal y aceptar pagar cerca de 19 millones de euros (21,6 millones de dólares) en multas

El delantero de la Juventus de Italia, que enfrentaba cargos por su época en el Real Madrid, pasó unos 45 minutos en el juzgado y firmó el acuerdo alcanzado con la fiscalía y las autoridades fiscales españolas el año pasado. También recibió una condena suspendida de dos años de prisión.

No irá a la cárcel. En España, un juez puede suspender sentencias de dos años o menos para quienes son hallados culpables por primera vez.

El jugador sonrió radiante al salir del tribunal en Madrid, donde jugó hasta mayo pasado.

“Ya está, ya está”, dijo escuetamente al pasar a un lado de cientos de periodistas afuera del tribunal.

El futbolista llegó a la corte de Madrid a bordo de una camioneta negra. Vestido con un abrigo deportivo negro, pantalones del mismo color y calzado deportivo blanco, Cristiano se detuvo a firmar un autógrafo en las escaleras de acceso al juzgado. Lo acompañaba su pareja, Georgina Rodríguez y lo escoltaban dos agentes de policía.

La corte había desestimado el pedido de entrar al edificio directamente desde la playa de estacionamiento, lo cual le hubiera permitido evitar a la prensa. Se hizo el pedido por razones de seguridad, pero la corte decidió que era innecesario a pesar de la fama del jugador.

Se detuvo sonriente a firmar más autógrafos al salir.

Funcionarios del tribunal dijeron que Cristiano no hizo declaraciones y se limitó a firmar el acuerdo.

El delantero hizo el acuerdo de declararse culpable con el fiscal de estado y las autoridades de hacienda el año pasado.

La fiscalía acusó a Cristiano Ronaldo en 2017 de defraudar 14,7 millones de euros (16,7 millones de dólares) a Hacienda entre 2011 y 2014. El futbolista fue acusado de emplear empresas pantalla fuera del país para ocultar ingresos por sus derechos de imagen.

Las acusaciones no tuvieron que ver con su salario en Real Madrid, equipo en que jugó de 2009 hasta que transfirió al campeón italiano Juventus el año pasado.

Por otra parte, Cristiano enfrenta una denuncia por violación en Estados Unidos.

Kathryn Mayorga inició una demanda civil en Nevada en septiembre, alegando que Cristiano la violó en su cuarto de hotel en Las Vegas en 2009. La policía inició una investigación. El jugador niega haber cometido delito alguno.

Otro ex jugador de Real Madrid, Xabi Alonso, se presentó el martes en los tribunales madrileños, donde se le acusa de fraude fiscal por unos 2 millones de euros (2,3 millones de dólares) desde 2010-12.