Tomada de Twitter
Horacio de la Vega, quien fue anunciado como el nuevo dirigente del circuito profesional veraniego, tiene un irónico caso con el Rey de los Deportes

Horacio de la Vega, recién nombrado presidente ejecutivo de la Liga Mexicana de Beisbol, irónicamente cuenta con un descalabro en este deporte. Durante su gestión, desapareció la selección de Beisbol del Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México.

El mismo directivo fue clave para la negociación con la oficina de MLB (Major League Baseball) en Estados Unidos, para que se realizara la ‘Mexico City Series’ entre los Padres de San Diego y los Astros de Houston en la Ciudad de México.

En 2004, cuando fungía como director de actividades deportivas del ITESM CCM, desapareció el Beisbol como equipo representativo de la institución. Los parámetros tomados en cuenta para dicha decisión, según lo hizo saber el propio De la Vega a los jugadores, fueron los costos que tenía ese deporte para la escuela (entre entrenador, pago de equipo y viajes), la popularidad del deporte (dentro de la comunidad de la universidad) y los resultados.

Ante estos argumentos, los jugadores le recordaron que unos meses antes le habían presentado un plan de patrocinios y le mostraron los resultados deportivos: se llevaban años siendo el mejor equipo del Distrito Federal y se acababa de obtener un tercer lugar en el torneo nacional de Conadeip.

Pese a esto, se comentó que era una decisión ya tomada, aun cuando el equipo ya estaba registrado para el siguiente torneo (CONDDE), y que el tema económico no se podía resolver a través de dinero externo a la escuela (como un patrocinador), aunque meses antes se había aceptado que los jugadores pagaran sus uniformes. Cabe señalar que no fue el único deporte representativo que desapareció debido a sus costos. Desde entonces, el campus sigue sin selección de esta disciplina.

Dentro de los logros del directivo en el deporte universitario se encuentra la creación del Programa de Alto Rendimiento académico/deportivo, del sistema educativo nacional.