Rescatistas mantienen la búsqueda de una cuarta persona desaparecida ilustración: Federico Jordan/ fotografías: Héctor García
Dos familiares suyas no corren con misma suerte: son encontradas sin vida. Guardia revivió a bebé que fue arrastrado por la corriente en Arteaga

En medio del caos que causó la tormenta tropical “Hanna” a su paso por la región sureste de Coahuila, una historia de milagro se vivió cuando se encontró con vida a la pequeña Génesis Carolina, quien había sido arrastrada por el arroyo Saucillo.

La menor de 10 años logró ponerse a salvo, luego de que se aferrara a vivir al sujetarse de un tronco durante varias horas, como pudo logró salir del cauce para luego caminar por varios kilómetros hasta el ejido Landeros.

Personal de Protección Civil de Ramos Arizpe narró esta acción, la que se catalogó como un milagro, ante la furia que las lluvias tuvieron el pasado domingo en la región.

Cynthia, mamá de Alexia, es ubicada sin vida, unas horas después que la menor.

“A las 10 y pico de la noche (del domingo) nos hablaron de Landeros, tenían ahí a una de las niñas que logró sobrevivir milagrosamente, la niña comentó que se agarró de un tronco, fue de la manera en la que logró salir del lado poniente del arroyo. Acudió la ambulancia entrando por el acceso de La Carbonera”, detalló un elemento de la corporación.

La niña es integrante de la familia que fue arrastrada por la corriente del arroyo El Saucillo, en Arteaga. Al menos siete integrantes de la familia lograron ponerse a salvo en el momento de percance, pero cuatro más fueron reportados inicialmente como desaparecidos.

Leonardo, un bebé que es primo de Génesis, fue rescatado al momento del percance y reanimado por un guardia de seguridad.

Sin embargo, la madre y la hermana de Leonardo no corrieron con la misma suerte.

Durante la madrugada y mañana de ayer, Cynthia Padilla y su hija Alexia fueron encontradas sin vida.

Cerca de las 3:00 horas de ayer, el cuerpo de Alexia fue ubicado a la altura del kilómetro 6 del libramiento Óscar Flores Tapia. Horas después, su mamá Cynthia fue localizado un kilómetro más adelante.

Tras conocerse la situación, la familia pidió ayuda a la ciudadanía y autoridades ante la precaria situación que viven.

“Son de bajos recursos mi hijo, con sus criaturitas, las rescataron lamentablemente sin vida, mi nuera y una niña, Alexia; sí queremos un apoyo, sí necesitamos algo, no sé cómo iremos a trasladar cuerpos, a dónde”, dijo María Elena Arévalo Martínez, abuela de Alexia.

GUARDIA SALVÓ A LEONARDO

Alexander es un vigilante de un parque industrial en Arteaga, que tiene menos de un mes de haber comenzado a trabajar en la región... y ya le salvo la vida a un bebé.

El joven de 19 años  quien es originario de Tabasco auxilió a Leonardo, el bebé arrastrado por el arroyo, cuando una mujer llegó pidiendo ayuda a la caseta donde él estaba.

“Salí de la caseta y vi que la mujer tenía un bebé. Le atendí como se debe. Chequé respiraciones, su pulso. La muchacha me comentó que sobrevivió a un accidente y que lo arrastró la corriente”, contó Alexander en entrevista.

Tras darle los primeros auxilios y cubrirlo para evitar que le diera hipotermia, el bebé fue llevado a un hospital para su atención.

SIGUE BÚSQUEDA DE LLUVIA

Lluvia, otra integrante de la familia, se mantiene como desaparecida. Hasta anoche, autoridades seguían con la búsqueda a lo largo del arroyo El Saucillo, su familia espera un nuevo milagro.

“Le digo a mi hermana que se anime, todavía no encontramos nada. Hay que tener fe”, dijo Aidé, tía de la menor. Con información de Ulises Martínez, Nazul Aramayo, Christian Martínez y Paloma Gatica