David “N” dijo que la víctima había escapado con un militar y con un millón de pesos para ocultar el crimen

Sabinas, Coahuila.- De acuerdo a las investigaciones del homicidio de la alcaldesa de Juárez, Olga Gabriela Kobel Lara, el presunto responsable David “N” sembró la hipótesis de que la víctima había escapado con un militar y con un millón de pesos para ocultar el crimen.

El lunes 10 de diciembre, la alcaldesa salió de su domicilio en Juárez después de las 5:00 horas con rumbo al municipio de Sabinas en donde fue asesinada. El reporte de su desaparición se registró el mismo día por la tarde por parte de su esposo Carlos Alberto Chacón Madrid.

Al iniciar la investigación, la Fiscalía General de Coahuila se enteró que Gabriela Kobel envió mensajes a sus amigas para informales que había escapado con un militar y con un millón de pesos; mas adelante se sabría que los textos no fueron escritos por ella.

Por medio de tecnología de gelocalización, las autoridades encontraron que la alcaldesa había estado cerca de una empresa propiedad de David “N” en Sabinas, con quien tenía una relación laboral por asignarle varios contratos de obra para el municipio de Juárez, entre estos la construcción de los arcos de entrada.

Descubrieron también que el teléfono del empresario y el de la alcaldesa se mantuvieron en sitios cercanos todo el día del 10 de diciembre, lo que fue suficiente para mandarlo llamar a declarar.

En su primer contacto con las autoridades, David “N” aceptó que ese día a temprana hora se reunió con Gabriela Kobel para entregarle 700 mil pesos que le debía al Gobierno Municipal de Juárez, dijo que posteriormente se marchó y no supo nada de ella.

Continuando con las investigaciones se determinó que el empresario era el principal sospechoso de la desaparición de la alcaldesa y fue detenido. Según la información que proporcionó el Fiscal Gerardo Márquez Guevara, David “N” declaró había discutido con ella y que le disparó con un revolver calibre 38.

En la finca se encontraron los restos calcinados de la edil, al interior de una fosa cubierta con tierra, quien habría muerto desde el 10 de de diciembre alrededor de las 7 de la mañana.

La Fiscalía ya envió la solicitud al juzgado para solicitar la orden de aprehensión de los probables responsables, David “N” y su trabajador Juan “N” quien lo habría ayudado a ocultar los restos, e iniciar la audiencia de vinculación a proceso.