AP
Los Blues llevaron el duelo ante el Eintracht Frankfurt hasta los penales donde Kepa y Hazard fueron las figuras

Chelsea está en la Final de la Europa League.

Los Blues esperaron hasta la tanda de penales para ganarse su lugar en Bakú ante el Eintracht Frankfurt (Global 2-2), donde enfrentará al Arsenal por quien será el campeón del torneo que, aunque no tiene tanta envergadura como la Champions League, es digno del Viejo Continente.

AP

Fueron los de Maurizio Sarri los que empezaron con todo en el partido. Apenas al minuto 22, Olivier Giroud buscó su primera anotación en el partido, pero Kevin Trapp evitó el gol.

Algo que sí sucedió, tan sólo 5 minutos después.

Tras una jugada de Eden Hazard, Ruben Loftus-Cheek se llevó el esférico hacia el lado izquierdo del área chica del Eintracht, para con un disparo cruzado vencer la meta del exguardameta del PSG.

AP

Así se fueron a los vestidores y fue en la segunda mitad donde los alemanes emparejaron los cartones.

Luka Jovic, la revelación de las Águilas, se enfiló hacia el marco del dotado Kepa Arrizabalaga para que a los 49 minutos anotara el gol que llevó a ambas escuadras al Tiempo Extra.

AP

En una polémica jugada, ya en la agonía del segundo tiempo extra, Cesar Azpilicueta hizo un gol que no valió, pues, en un tiro de esquina, empujó a Trapp para con el hombro marcar el que hubiera sido el pase directo de los Blues a la Final del torneo.

AP

Vino el todo por el todo.

Y aunque Azpilicueta falló su cobro ante el guardameta alemán, Kepa detuvo dos penales y Hazard puso el tiro definitivo con sabor al título de la Europa League y en el que podría ser su último juego importante antes de partir al Real Madrid.

AP
AP