Especial
Muchos han calificado las declaraciones de la mujer como poco creíbles

Elizabeth Bwalya Mwewa, una enfermera con cáncer terminal en un hospital de Zambia confesó haber intercambiado cinco mil bebés recién nacidos por diversión durante 12 años de trabajo, de 1983 a 1995.

El diario local Zambia Observer mostró dicha historia, que logró impactar a los habitantes de Zambia, aunque muchos han calificado las declaraciones de la mujer como poco creíbles.

La enfermera aseguró que se encuentra a pocos meses de morir, y por eso requiere confesar la atrocidad que ha ido cometiendo durante 12 años.

"Deseo confesar mis pecados ante Dios y ante todas las personas afectadas, especialmente las que dieron a luz en la UTH durante mi servicio”, declaró Elizabeth.

Surgieron muchas interrogantes en la historia de dicha enfermera, que no tardarán mucho en informar si realmente cambio a cientos de bebés.