El año pasado se creó una empresa en Parras en la que Sandoval aparece como apoderado legal y su hijo como administrador único. | Foto: Especial
Se le vincula con un rancho en Saltillo y una empresa en Parras; piden ayuda para su captura a estados y al extranjero. Se sabe que los últimos días estuvo en Jalisco y Nuevo León

 

A petición de la Fiscalía General de Justicia de Nayarit, un juez giró una orden de aprehensión contra Roberto Sandoval Castañeda, exgobernador priista de esa entidad, por los delitos de peculado y ejercicio indebido de funciones. Al exmandatario se le vincula con un rancho ganadero ubicado al sur de Saltillo y con la creación de una empresa en el municipio de Parras.

De acuerdo con la Fiscalía, la orden de captura se obtuvo el pasado 4 de noviembre y ese mismo día se pidió la colaboración a la Guardia Nacional y a todas las entidades del país, así como a la Interpol la emisión de una ficha roja para su búsqueda y detención. Información de inteligencia apunta a que Sandoval Castañeda estuvo en los últimos días en los estados de Jalisco y Nuevo León.

El exmandatario priista fue considerado prófugo de la justicia, por lo que la Fiscalía solicitó que cualquier persona o institución que tenga información de su paradero, la haga de su conocimiento.

La acusación en su contra es por los delitos de peculado y ejercicio indebido de funciones en agravio del Fondo de Inversión y Reinversión para la Creación y Apoyo de Empresas Sociales del Estado de Nayarit (FIRCAES). La Fiscalía estima que, en caso de encontrarlo culpable, podría alcanzar hasta 20 años de prisión y 20 millones de pesos de reparación del daño.

Ayer también se confirmó el aseguramiento de varios inmuebles, entre ellos se encuentra un rancho ganadero conocido como “La Cantera”, de 40 mil metros cuadrados de extensión, ubicado en Tepic, así como al menos otras cuatro propiedades relacionadas a Sandoval Castañeda y que fueron decomisadas en el 2018.

SU VÍNCULO CON COAHUILA

La Comisión de la Verdad, que crearon ciudadanos de Nayarit para exponer casos de corrupción, exigió que se indagara la adquisición de 12 mil cabezas de ganado y 350 yeguas de cría española, que habrían sido parte de un entramado de corrupción en el que estaría involucrado el exsecretario de Hacienda, Luis Videgaray, quien le habría entregado a Sandoval 45 millones de pesos a fondo perdido para adquirir los animales entre los años 2015 y 2016.

Según una investigación de la revista Proceso, que se publicó en junio del año pasado, la mayoría de las vacas -cerca de 7 mil- provenientes de Nueva Zelanda, habrían sido traídas a Coahuila al rancho “El aguatoche”, ubicado al sur de Saltillo.

Sandoval buscaba hacer todo tipo de negocios en Coahuila. El 4 de abril del 2019, según el Registro Público del Comercio, fue registrada en Parras de la Fuente la empresa “Agromilenorte S.A. de C.V.”, constituida como una sociedad anónima. El exgobernador aparece como apoderado legal de la compañía y su hijo Pablo Roberto Sandoval López, como administrador único.

El objeto social principal de la compañía es “la explotación en todas sus formas de negocios, incluyendo la compra y venta, de carácter agrícola, ganadero o agropecuario”, así como la “compra, venta, crianza, engorda, empacadora, importación y exportación de ganado vacuno, caprino, porcino, lanar y caballar”.

Sin embargo, la constitución de la empresa señala que tiene hasta 22 objetos sociales diferentes, con lo cual pueden realizar todo tipo de transacciones nacionales y extranjeras.

VANGUARDIA preguntó a la Fiscalía General de Coahuila si autoridades de Nayarit han solicitado información respecto a la actividad del exgobernador en la entidad coahuilense, sin embargo hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.