Foto: Especial
Los comerciantes no vieron resultado con este dispositivo

Utilizados y muy demandados en el pasado, los botones de pánico parecen hoy ser superados por los grupos de seguridad de WhatsApp, comercios y restaurantes han optado por utilizar este último, mientras que el hotelero considera que deben convivir los dos.

El presidente de los Comerciantes del Centro Histórico de Saltillo, Salvador Rodríguez Saade, indicó que como comerciantes con el botón de pánico desde hace varios años no vieron el resultado, en su momento llegaron a solicitar hasta 300 para los comercios de la Zona Centro, aunque muchos no lo instalaron.

Pero en agosto de 2016, la asociación fue la que propuso junto con la Policía Municipal la creación de un grupo de WhatsApp para comerciantes y se convirtió en la sustitución del botón de pánico, fue el primero que tuvo la ciudad e incluso se donó un teléfono a la central del C2 porque no se permitía que los policías tuvieran celular; cuando llegó la administración municipal actual se pidió darle continuidad a la propuesta y han crecido muchos los grupos.

Rodríguez Saade comentó que en su grupo han reportado cuestiones de vialidad, niños perdidos en el centro, personas en estado de ebriedad y hasta las farderas, con estas últimas establecimientos que tiene cámaras realizan el reporte junto con las fotos para que se les detenga.

La repuesta por esta vía reconoció que es inmediata y llegan a tardar entre 3 a 5 minutos, por lo que incluso el tiempo es menor incluso si el hecho se estuviera reportando vía telefónica.

‘QUEDÓ OBSOLETO’

Por su parte, el presidente de Canirac Saltillo, Fabio Gentiloni Arizpe, consideró que el botón de pánico quedó obsoleto, hoy los reportes se realizan a través del WhatsApp y la aplicación que tiene la Policía Municipal, lo que es más efectivo que el  botón de pánico que se tiene en oficinas o por la caja del negocio.

EL DATO
300  DISPOSITIVOS se llegaron a solicitar hace varios años.