Foto: Especial
Durante la huelga han cerrado 15 de las 18 plantas de GM en América del Norte, incluyendo todas las que se encuentran en Estados Unidos, una en México y otra en Canadá

DETROIT.— La huelga que comenzó hace 23 días en General Motors le ha costado a la compañía la producción de 165 mil vehículos y ya rebasó el punto en que GM puede compensar el volumen perdido, señalaron el martes analistas de la industria.

Eso significa que General Motors está acumulando pérdidas, a pesar de que las agencias cuentan con inventario suficiente para varias semanas.

La huelga de 49 mil miembros del sindicato United Auto Workers comenzó el 16 de septiembre.

General Motors presentó el lunes una nueva oferta y las negociaciones continuaban el martes, pero seguían estancados en importantes temas económicos.

El sindicato quiere incrementos al salario por hora y no los pagos globales que prefiere la compañía. También se discuten pensiones, aumentos salariales más rápidos para empleados contratados después de 2007, y productos para la fabricación en plantas estadounidenses, dijo una persona con conocimiento de las pláticas y que habló bajo condición de anonimato debido a que las negociaciones son confidenciales.

El domingo, el sindicato expresó preocupación de que GM aumente su producción en México, donde actualmente fabrica pickups, automóviles pequeños y dos modelos de camionetas SUV. GM supera a todas las compañías en la cantidad de vehículos producidos en México con poco más de 833.000 el año pasado, de acuerdo con LMC y el Centro para la Investigación Automotriz, un centro de estudios con sede en Ann Arbor, Michigan. De todos los vehículos de la compañía que se venden en Estados Unidos, 22% son producidos en México.

Durante la huelga han cerrado 15 de las 18 plantas de GM en América del Norte, incluyendo todas las que se encuentran en Estados Unidos, una en México y otra en Canadá, según Bill Rinna, director de pronósticos vehiculares para el continente americano en la consultora LMC Automotive.

“Una vez que concluya la huelga, podría tomar todavía una semana más activar el suministro de autopartes. Así que posiblemente estemos viendo una pérdida muy superior a los 200.000 vehículos”, dijo Rinna en una nota distribuida el martes.

No se puede compensar gran parte de esa producción, especialmente en las plantas que fabrican las populares pickups y camionetas SUV, que ya trabajaban durante tres turnos diarios antes de la huelga, dijo Kristin Dziczek, vicepresidenta del grupo Center for Automotive Research.

La huelga le ha costado a GM alrededor de 1.600 millones de dólares según cifras del analista de JP Morgan Ryan Brinkman, quien calcula que la compañía pierde alrededor de 82 millones de dólares al día.

En tanto, los empleados en huelga están en su cuarta semana sin recibir su sueldo completo de alrededor de 1.200 dólares a la semana antes de impuestos. En su lugar, han tenido que arreglárselas con 250 dólares semanales que reciben como pago durante huelga.