Contesta. Vladímir Putin se reunió ayer con Nicolás Maduro. / EFE
Aseguró que Washington hace tiempo que ha asignado dinero para desarrollar ese armamento y ahora busca una excusa para salirse del tratado

MOSCÚ, RUS.- El presidente de Rusia, Vladímir Putin, rechazó ayer el ultimátum de Washington sobre tratado para la eliminación de armas nucleares de medio y corto alcance (INF, por sus siglas en inglés), y advirtió de que si Estados Unidos desarrolla esos misiles, Moscú hará exactamente lo mismo.

“Ahora se ve que nuestros socios estadounidenses consideran que la situación ha cambiado tanto que EEUU también debe disponer de esas armas. ¿Cuál será nuestra respuesta? Simple: nosotros también lo haremos”, dijo el jefe del Kremlin en declaraciones a la prensa.

Aunque admitió que “es verdad” que “muchos países, seguramente ya una decena, desarrollan ya esas armas, mientras Rusia y Estados Unidos se limitan bilateralmente”, aseguró que Washington hace tiempo que ha asignado dinero para desarrollar ese armamento y ahora busca una excusa para salirse del tratado.

“Es decir, la decisión fue adoptada hace mucho, sólo que bajo mesa. Ellos pensaban que no nos daríamos cuenta, pero en el presupuesto del Pentágono ya figura el desarrollo de esas armas. Pero sólo después de esto anunciaron públicamente que se salían” del INF, dijo.

Putin agregó que “el próximo paso que hay que buscar es a quién echarle la culpa. Y lo más fácil y habitual para los inquilinos de Occidente: ‘Rusia es culpable’”. 

“Eso no es así. Nosotros estamos en contra de la ruptura de este tratado, pero si ocurre, reaccionaremos adecuadamente”, advirtió el mandatario.

“Hemos visto declaraciones de diversas partes, incluidas las de la jefatura de la OTAN. Sin duda, se trata de tensar la situación”, dijo, a su vez, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov a la prensa al comentar el ultimátum.