Foto: AP
El líder demócrata recordó que en Estados Unidos se está registrando una media diaria de “entre 3 mil y 4 mil muertes a medida que nos acercamos al sombrío hito de las 400 mil muertes”
WASHINGTON, EU.- El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, afirmó ayer que el país sigue en un “invierno muy oscuro” debido a la pandemia de COVID-19 y advirtió que “las cosas van a empeorar antes de mejorar”.
 
“Seguimos en un invierno muy oscuro. Las tasas de infección han aumentado un 34 por ciento y ahora hay más personas hospitalizadas a causa de COVID que nunca”, dijo Biden, quien asumirá la Presidencia el próximo miércoles en sustitución de Donald Trump.
 

 

Según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins, Estados Unidos sigue siendo el país más golpeado del mundo por la pandemia, con 23.4 millones de casos y 391 mil 98 muertes.
 
Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) advirtieron de que una variante mucho más contagiosa del coronavirus, identificada por primera vez en Gran Bretaña, podría avanzar rápidamente en Estados Unidos y convertirse en el vector dominante de contagios en dos meses.
 
El presidente electo reiteró que el lanzamiento de la vacuna en Estados Unidos ha sido un “fracaso estrepitoso”, pero prometió alcanzar los 100 millones de vacunaciones en los primeros 100 días de su mandato. “Estoy convencido de que podemos hacerlo”, insistió.