Foto: Internet.
La también ganadora de Mexicana Universal es originaria de Chihuahua y tiene 26 años

Siguiendo los pasos de Lupita Jones en 1991 y Ximena Navarrete en 2018, ahora es la chihuahuense Andrea Meza quien se corona como la más bella del mundo en Miss Universo 2021.

Este domingo se llevó a cabo la final donde la mexicana de 26 años compitió como finalista contra las representantes Janic Maceta del Castillo de Perú y Kimberly Jiménez Rodríguez, República Dominicana.

Este año el certamen de belleza tuvo un retraso en su realización debido a la pandemia de COVID-19, pero las circunstancias ya lo permitieron.

La ganadora reveló en una entrevista para Los Angeles Times que en su juventud no estuvo a gusto con su cuerpo, que “no se sentía bonita”, pero tras un cambio de mentalidad logró sentirse mucho mejor consigo misma y eventualmente consiguió conquistar el importante concurso.

TERCERA MEXICANA EN GANAR LA CORONA 

La final que se estuvo protagonizada con una fuerte presencia latinoamericana y en la que se contó con una participación de Luis Fonsi.

La última fase del máximo certamen de belleza contó con la participación de Kimberly Jiménez Rodríguez; de República Dominicana; Janic Maceta del Castillo, de Perú; Andrea Meza; México; Julia Gama, de Brasil;  y Adline Castelino, de India.

Cada una de ellas tuvo que responder a una pregunta en apenas unos segundos. La primera en pasar fue la mexicana, a quien le solicitaron una idea para proteger a la gente en medio de la pandemia de la COVID-19, enfermedad que ha provocado la muerte de más de 220 mil personas en nuestro país.

Meza planteó que ella, antes de que todo hubiere pasado, ella habría puesto en cuarentena a todos, “porque perdimos tantas vidas y no podemos perder más por eso, yo hubiera cuidado a ellos”.

En su segunda oportunidad para impresionar al jurado habló sobre los estereotipos: “Vivimos en una sociedad que cada vez está más avanzada y así como hemos avanzado como sociedad también hemos avanzado en los estereotipos. Hoy en día la belleza no solo radica en cómo nos vemos, para mí la belleza radica en nuestro espíritu, alma y los valores como nos manejamos. No permitan nunca que alguien les diga que no tienen valor”.

Andrea Meza fue una de las 74 misses de distintas partes del mundo que lograron entrar al máximo certamen de belleza, el cual tuvo un retraso en su realización debido a la pandemia de COVID-19.

Para llevar a cabo el primer corte, los anfitriones mencionaron los nombres de las 21 aspirantes que pasaban a la pasarela en traje de baño y la chihuahuense de 26 años logró capturar la atención del jurado.

“Hola, mi nombre es Andrea Meza, soy Miss México, vengo de una ciudad que se llama Chihuahua, Chihuahua, y crecí con una familia muy grande, me encanta estar rodeada de mi familia. También trabajo con la oficina de turismo de Chihuahua y soy la embajadora. Me veo como una embajadora de los derechos humanos, es algo que me importa muchísimo y quiero que las jóvenes luchen por sus derechos”, afirmó en un clip difundido tras el primer corte.

Luego de ello la chica logró deslumbrar con un bikini color amarillo, mismo había usado en las preliminares que se llevaron a cabo ayer. Sin embargo, esa presentación le dio uno de los últimos pases disponibles. (Con información de El Universal)