Twitter
Familiares de las víctimas se acercaron a personal de investigación a quienes informaron que ya estaban libres

La Procuraduría General de Justicia de Baja California confirmó la liberación de los dos hombres que la Policía de Tijuana identificó como hijos de un exoperador financiero del Cártel Arellano Félix, tras haber sido privados de la libertad la tarde del miércoles, frente a una preparatoria federal.

Se trata de Marcos y Jesús Labra Félix, hijos de Jesús Labra Avilés, quienes fueron liberados sanos y salvos por sus captores antes de que se cumplieran 24 horas. La fiscalía reportó que familiares de las víctimas se acercaron a personal de investigación a quienes informaron que ya estaban libres.

Además, informó la dependencia estatal, que hicieron la promesa de interponer la denuncia penal ante el Ministerio Público. El secuestro ocurrió a plena luz del día, en una de las principales avenidas de Tijuana, en el crucero del Bulevar Sánchez Taboada y Paseo de Los Héroes en la zona del Rio, en las inmediaciones del Centro Escolar Agua Caliente.

Las cámaras de seguridad captaron el momento en que cinco carros, de los que bajaron al menos 12 personas, interceptaron a los jóvenes que iban a bordo de otro vehículo. Los hombres armados y vestidos como si fueron policías de alguna corporación, sometieron a las víctimas y se las llevaron.

De acuerdo con el secretario de Seguridad Pública de Tijuana, Marco Antonio Sotomayor, tras iniciar una investigación, detectaron que los responsables habían vigilado a los dos hombres por al menos unos 90 minutos, para luego llevárselos durante una movilización que duró menos de 2 minutos.

Tras los hechos, la Policía Municipal inició un operativo en el área para garantizar la seguridad de los alumnos que estudian en la preparatoria situada a unos pasos de donde ocurrió la privación de la libertad.